| 4/7/2010 5:00:00 AM

Cacao colombiano empieza bien el año

El primer trimestre del año para el sector cacaotero colombiano fue positivo en cuanto a precios, pues se alcanzaron niveles cercanos a las cotizaciones internacionales del mercado de futuros de la Bolsa de Nueva York.

Según el Presidente Ejecutivo de la Federación Nacional de Cacaoteros, Fedecacao, José Omar Pinzón Useche, el positivo comienzo en el año en el sector  obedeció, entre otras razones, a la escasez de la oferta en el mercado interno. Además al descenso que empezaron a experimentar las cotizaciones externas del grano. Es así como los precios entre el mercado interno y el externo llegaron a tener una diferencia de US$200 por tonelada, cuando a comienzos de 2010 fue de casi US$900.


Así mismo, dijo, en el mercado nacional, durante el primer trimestre, se registraron variaciones en los precios pagados al productor de hasta $200.000 por tonelada. Situación que cambia cuando se hace la conversión a dólares donde la diferencia alcanzó hasta los US$198, que a una tasa promedio de $1.949,27, significa que los precios internos tuvieron una diferencia de $385.955 por tonelada.

Estas variaciones también obedecieron al comportamiento de la tasa de cambio, pues a causa de la revaluación del peso en Colombia, no se lograron precios similares en dólares, entre el mercado interno y el internacional.

En cuanto a la oferta del grano, hubo escasez por el efecto del fenómeno de El Niño que redujo la cosecha y cuyo impacto se sintió con mayor rigor en las nuevas siembras o las que estaban en muy temprana edad y necesitaban del agua que no llegó, causando mortandad y por lo tanto no cumplimiento de metas de los distintos proyectos a lo largo y ancho del país.

Ello ocasionó pérdidas de frutos jóvenes, falta de floración, una deficiente mitaca en los departamentos donde se presenta y en general prolongado estrés al que se vieron sometidos los árboles adultos.

Así mismo, existe incertidumbre sobre las nuevas siembras proyectadas para este año ya que se requiere una normalización de las lluvias, las cuales apenas empiezan a salir y esto puede ocasionar un retraso de los planes orientados a incrementar la oferta.

Entre tanto, en el ámbito internacional, el trimestre se caracterizó por las grandes fluctuaciones de precios en la Bolsa de Nueva York alcanzando US$659, entre la cotización mínima que fue de US$2.802 y la máxima que llegó a US$3.461 por tonelada.

Algunos de los hechos que provocaron estos cambios en los precios fueron la recuperación económica que comenzó a sentirse en algunos países, particularmente consumidores, y que generaron un incremento de la demanda; pero también la situación política que vivió Costa de Marfil, como primer país productor mundial del grano, lo cual ocasionó inquietud en el mercado.


 


 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?