| 10/21/2011 8:00:00 AM

Así está la discusión sobre el hotel en el Tayrona

Dinero.com le presenta las principales reacciones y puntos de controversia que se han suscitado en torno a la posible construcción de un hotel en el Parque Natural. El presidente Santos aclaró que no se ha recibido el proyecto aún. Mininterior dijo que se consultará a los indígenas, y Minambiente fue llamado a debate por los senadores.

El ministro del Interior, Germán Vargas Lleras, precisó en la noche del jueves que “en el Parque Nacional Natural Tayrona no se adelantará la construcción de ningún hotel o de cualquier otro proyecto similar, sin que esté precedida de una consulta previa con los pueblos indígenas”.

La consulta es el paso previo al trámite de la licencia ambiental. Informó, además, que hasta el momento no se ha presentado proyecto alguno ni solicitud de licencia ambiental ante el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible.

Mientras sectores políticos comienzan a ejercer presión,en las redes sociales siguen creciendo vertiginosamente las expresiones de rechazo a la posible construcción en el área protegida.

Senadores citan debate

El senador Jorge Robledo, del Polo Democrático, citó el jueves al ministro de Ambiente Frank Pearl a un debate en el congreso para que aclare la posible construcción del hotel en el Tayrona, y explique la política nacional de concesiones en áreas protegidas.

Robledo aseguró que se unirá con quien sea necesario para no permitir que el proyecto pase, y que repite un intento similar de instalar hoteles en el parque natural nacional, ocurrido hace 30 años. En ese entonces, el país se levantó y el proyecto se suspendió. “El parque Tayrona es uno de los recursos naturales más importantes del planeta. Quienes han viajado por el mundo dicen que es el lugar más lindo del universo”, dijo Robledo.

La senadora Daira Galvis, de Cambio Radical, agregó que “el parque es una reliquia en materia ambiental y ecológica”, y que representa un patrimonio de la humanidad.

La senadora Alexandra Moreno Piraquive, del Mira, dijo además que es un “retroceso en política ambiental” pensar en un sector turístico para un hotel 7 estrellas en terrenos del parque.

No sabemos si proyecto se va a presentar: Santos

El presidente Juan Manuel Santos explicó que no se ha aprobado aún la construcción del hotel especializado en ecoturismo planteado por Six Senses, y que en realidad “hasta ahora no sabemos si el proyecto se va a presentar o no”.

Indicó que al respecto solo hay el interés de esa compañía. Según explicó, su mensaje no implicaba que el proyecto ya estuviera en marcha, sino que “simplemente celebramos que la empresa Six Senses, la más prestigiosa a nivel mundial en ecoturismo, después de recorrer toda América Latina haya escogido Colombia”.

De acuerdo con Santos, sus palabras en el Congreso Nacional de Hotelería, dónde hizo el polémico anuncio, apuntaban a celebrar que esa empresa estuviera interesada en Colombia por su potencial turístico. “Una demostración del creciente interés que está teniendo el mundo entero en nuestro país, algo que nos debe halagar y nos debe hacernos sentir orgullosos alegres”.

Considera que “se ha armado una verdadera tormenta en un vaso de agua”. Y de acuerdo con su más reciente comunicado oficial, todo responde a una mala interpretación de sus palabras.

“Yo hice referencia a ese supuesto proyecto cuando estaba en San Andrés, precisamente anunciando que no íbamos a permitir la explotación de gas o de petróleo en Providencia o en las Islas de San Andrés, por el daño ecológico que eso podría ocasionar. Pero como estábamos en un evento sobre turismo, resalté como algo importante que la empresa más prestigiosa del mundo en materia de ecoturismo haya escogido Colombia y haya escogido al Parque Tayrona como el sitio ideal para hacer uno de sus proyectos ecológicos turísticos”, concluyó el Presidente.

Reiteró que los directivos de la empresa vinieron a hacer la presentación del proyecto. Fueron al Tayrona y hablaron con los gobernadores de los cabildos indígenas, que según Santos estuvieron de acuerdo. “Nada se construirá allá y nada se hará en su territorio sin su visto bueno”, indicó.

En un comunicado previo en torno a la controversia, Santos había argumentado que el hotel que se construiría en el Parque sería amigable con el medio ambiente, y que incentivaría el turismo ecológico “para beneficio de todo el mundo”. Había defendido el proyecto, explicando que la empresa que lo ejecutaría es experta en construcciones que “se adaptan perfectamente al medio ambiente”.

¿Quiénes son Six Senses?

La empresa que habría escogido el Tayrona para construir un hotel 7 estrellas, según lo declarado por el presidente Juan Manuel Santos, se trata de una multinacional tailandesa que ya había anunciado un posible proyecto hotelero para el Amazonas.

Atraída por los beneficios tributarios y la exuberancia de la selva, Six Senses anunció en agosto que invertiría US$45 millones en dicho hotel. Según lo registró el diario La República en su momento, contaría con 35 habitaciones, 5 villas, 5 barcazas, spa, zona de relajación y piscinas privadas para los huéspedes.

Six Senses tiene 22 hoteles de lujo en todo el mundo, ubicados en playas paradisiacas como las de Tailandia, Maldivas, Vietnam, España, Portugal, entre otros. En América Latina, opera uno en Punta Cana, República Dominicana. Es reconocida mundialmente por la exclusividad de sus resorts especializados en ecoturismo, dado que se entremezclan con la naturaleza.

Se trata de un bien inalienable: manifestantes

El grupo de Facebook “No a la construcción de un hotel 7 estrellas en el Tayrona” emitió un comunicado público en el que señala que la Constitución Nacional, en su artículo 63, contempla que los Parques Nacionales como el Tayrona son inalienables, imprescriptibles e inembargables. “Como tal, debe entenderse que por ninguna razón su área puede ser reducida, sustraída o dedicada a un fin distinto”.

Como alguna vez existió la pretensión de que los Parques pudieran ser afectados para desarrollar actividades distintas a su fin natural, la Corte Constitucional en Sentencia C-598 de julio 27 de 2010 determinó que no existe motivo que justifique que esas áreas protegidas puedan ser objeto de desafectación por las autoridades regionales, locales o nacionales.

Se violaría naturaleza del Parque: senadores

El Parque Tayrona fue convertido en Parque Natural Nacional en 1964, con el fin de garantizar la conservación del ecosistema. En 1979 la Unesco lo declaró como reserva de la biosfera. El país sufre un déficit de áreas naturales protegidas, cuenta solo con cerca de un 10%.

Los senadores que convocaron a Minambiente a debate señalaron que la Ley de Parques Nacionales establece que en dichas áreas no se permiten asentamientos humanos, a excepción de grupos indígenas (decreto 622 de 1977). Así mismo, los proyectos que se emprendan deben ser consultados con las comunidades.

La octava maravilla del mundo, le dicen los amantes del ecoturismo internacional al parque Tayrona. Es una zona de 15 mil hectáreas de bosques primarios, microclimas, senderos, bahías y playas cristalinas. Cuenta además con vestigios arqueológicos.

Desde antes de que Colombia se constituyera como nación, desde la era precolombina, es hábitat de cuatro comunidades indígenas: kankuamos, koguis, arhuacos y malayos. Comprende montañas en picada al mar desde 5.775 metros de altura. Alberga más de mil especies de mamíferos, 320 de aves, 30 de reptiles, 400 de peces, y casi 800 tipos de plantas.

Ausencia de indígenas, según Mininterior

Un oficio enviado el 21 de julio por la coordinadora del Grupo de Consulta Previa del Ministerio del Interior y Justicia, Paola Bernal Valencia, concluye que “no se registran comunidades indígenas en el área denominada sector Arrecifes-el Cabo del Parque Tayrona”.

El polémico concepto fue revelado por el periodista Daniel Samper Pizano, en su columna en El Tiempo. El hallazgo del oficio lo hizo el abogado samario Alejandro Arias, quien además advirtió que el proyecto tendría incidencia en más de 13 veredas del Magdalena. Dicho certificado fue solicitado por una compañía llamada Promotora Arrecifes.
 
Pizano expuso que el Programa Presidencial de Derechos Humanos declaró, en su Diagnóstico de Situación del Pueblo Indígena Kogui, que el territorio que esta comunidad habita abarca el parque nacional Sierra Nevada y el Tayrona. El documento señala que este incluye 55 kilómetros de costa, y se extiende desde el litoral Caribe hasta 900 metros sobre el nivel del mar, por lo que cubre Arrecifes y el Cabo.
 
El Ministerio del Interior aclaró que no ha certificado la no existencia de comunidades en el parque, y que el certificado que expidió hace referencia a la no habitación permanente y regular de indígenas en el área delimitada por Promotora Arrecifes. Insistió que dicha zona está por fuera del resguardo, y no corresponde al asentamiento regular de los cuatro pueblos.

Para emitir tal concepto, revisó base de datos de la Dirección de Asuntos Indígenas, Rom y Minorías, de comunidades registradas fuera del resguardo, bases de datos del Incoder, cabildos y autoridades tradicionales.

Comunidades no estarían tan de acuerdo 

Crispín Villafaña, asesor de Asuntos Indígenas del Magdalena, señaló que la zona demarcada para la construcción de un hotel en Tayrona está dentro de la Línea Negra, que incluye sitios sagrados.

La denominada Línea Negra es un trazado de territorio acordado por las 4 etnias que viven en el parque, reconocida en 1973 y ratificada en 1995 por el Gobierno. Un área que actualmente es de libre acceso.

“No estamos de acuerdo con ese hotel porque el parque tayrona es patrimonio de todos, luego debe tener un fin más educativo”, afirmó en declaraciones al diario El Heraldo.

“No es posible que un patrimonio público nacional sea entregado a manos privadas, es inconcebible”. Así mismo, Noticias Uno denunció que los indígenas se oponen al proyecto, y no han sido consultados. El presidente Santos ha asegurado que los cabildos se mostraron de acuerdo con la construcción.

Los polémicos socios del proyecto

La compañía que solicitó la certificación de la no presencia de indígenas en un tramo del Tayrona, Promotora Arrecifes S.A.S.., es de propiedad de miembros del grupo Daabon. Según revelaciones del portal La Silla Vacía, el grupo está conformado por la familia Dávila Abondano, una de las que fraccionó predios para recibir subsidios en el escándalo de Agro Ingreso Seguro (AIS).

Así mismo, RCN La Radio informó que el grupo samario Daabon es el socio colombiano de Six Senses. Alfonso Dávila Abondano, suplente de la junta directiva de Promotora Arrecifes, recibió $192 millones de AIS. La Silla Vacía reportó además que otro miembro de la junta, Nicolás Simón Solano, recibió $455 millones en subsidios a título personal, y otros $408 millones como representante legal de Inagro S.A.

Los Dávila habrían tenido ya conflictos con las comunidades indígenas, por haber usado el nombre de los Koguis para vender café en todo el mundo sin su consentimiento.

El grupo Daabon también es propietario de Terminal de Graneles Líquidos del Caribe, que en abril de 2008 derramó 89 toneladas de aceite de palma industrial al sur de la bahía de Taganga. Cuatro meses después derramó otras 360 toneladas que afectaron la bahía de Santa Marta, Taganga y Playa Blanca.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?