| 8/1/2013 5:00:00 PM

Así alinearán a los futbolistas

Con un proyecto de ley, el Gobierno Nacional busca poner fin a formas precarias y no formalizadas de contratar, tratar y remunerar a los futbolistas.

Este proyecto de ley pretende darle protección al trabajador del fútbol y cumplir con los principios de la Federación Internacional de Fútbol Asociado (FIFA) con la Constitución y las leyes colombianas.

En la presentación del contenido de la iniciativa, el ministro Rafael Pardo, señaló que con este proyecto se establecerían las obligaciones para éstos y los clubes y regulando aspectos especiales de sus relaciones como los contratos a término fijo, la jornada de trabajo, la cesión temporal y definitiva de los contratos, y las causas e indemnizaciones especiales en caso de terminarlos, así como la contratación de menores de edad.

Según el texto del proyecto, en los contratos de los futbolistas profesionales no se pactará período de prueba y siempre deben constar por escrito, serán a término fijo y deben contener: identificación y domicilio de las partes; lugar y fecha de celebración, objeto del contrato con las obligaciones de las partes, salario acordado con expresión de los distintos conceptos que lo integran, las retribuciones que no constituyen salario; retribución mínima para el futbolista profesional en caso de cesión del contrato o traspaso definitivo; días, plazos y lugar de pago del salario y las demás retribuciones.

Así mismo, el valor de la indemnización adicional a la legal en caso de terminación sin justa causa del contrato; copia de los contratos y sus destinatarios. Legislaciones como las de España, Chile y Perú contemplan estas disposiciones.

Los menores de edad

El proyecto de ley plantea que los contratos de trabajo con futbolistas menores de edad serán suscritos por su Representante Legal y deberá tenerse en cuenta que la edad mínima de admisión al trabajo es de quince (15) años, siempre y cuando cuenten con la respectiva autorización del Inspector de Trabajo.

El club empleador estaría obligado a capacitar a los menores futbolistas autorizados a trabajar, para que puedan ejercer libremente una ocupación, arte, oficio o profesión y especialización que los habilite.

Salario y Jornada Laboral

La propuesta de Ley Laboral del Fútbol, plantea que habrá un salario ordinario y permanente constituido por todo lo que recibe el futbolista profesional como remuneración de su actividad.

Además, los jugadores y los clubes, pueden pactar sumas adicionales que no constituyen salario por no corresponder a la remuneración ordinaria de la actividad, pero los pagos y retribuciones extrasalariales deberán quedar tratados en el contrato de trabajo, convención o pacto colectivo.

Igualmente, los futbolistas tendrán derecho a disfrutar de manera continua e ininterrumpida de, por lo menos, un día de descanso semanal.

Transferencia y cesión

De acuerdo con el Proyecto de Ley del Futbol, ningún futbolista podrá ser transferido a otro equipo sin su consentimiento. Además, tendrá derecho a un 12% del costo total de la transferencia o traspaso. La iniciativa define transferencia como el paso temporal a otro equipo, y traspaso, como el paso definitivo.

Si la transferencia o traspaso se da por intercambio de jugadores entre clubes y no hay dinero de por medio, éstos tienen derecho a un salario mensual.

Terminación de los contratos

Además de las causales contempladas en el Código Sustantivo del Trabajo, los contratos podrán terminarse con justa causa por el no pago íntegro y oportuno de salarios, prestaciones sociales y/o aportes a la seguridad social por parte del club.

Tomando parte de lo establecido en Brasil y España para el efecto, el Proyecto de Ley Laboral del Fútbol determina que si a un futbolista se le termina el contrato sin justa causa, deberá recibir una indemnización mínima, igual a los salarios que dejará de percibir, más la indemnización adicional pactada en el contrato. Si el jugador decide sin justa causa, dar por terminada la relación con el club deberá indemnizar al equipo en los mismos términos.

La propuesta plantea, que si el deportista abandona el equipo para irse a otra institución, será el nuevo equipo el que asuma la indemnización. Los jugadores que ganen menos de dos salarios mínimos, no pagarán indemnización alguna al club.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?