| 3/28/2012 12:16:00 PM

Acuerdo comercial con EE.UU. permitirá generar 500.000 empleos en cinco años

Según las proyecciones del Gobierno Nacional, hasta 200.000 de estos trabajos se generarían en la región del Caribe colombiano. Además, con el TLC la economía nacional tendrá un crecimiento adicional de uno por ciento, un aumento del 0,7% en los ingresos tributarios y del 2% en la inversión.

El Tratado de Libre Comercio (TLC) con Estados Unidos permitirá generar en el país 500 mil empleos en cinco años, reveló este miércoles el Presidente Juan Manuel Santos durante su intervención en el Foro Caribe Siglo XXI, en la ciudad de Barranquilla.

Agregó que esto significará una caída de un punto en la tasa de desocupación y de dos puntos en la tasa de informalidad, al tiempo que resaltó el impacto que tendrá el acuerdo comercial en el empleo del Caribe colombiano. “Prevemos que aquí en la Costa se generarían hasta 200 mil de esos empleos de los que estoy hablando”, indicó el Presidente Santos, quien explicó que la región se beneficiará gracias a su ubicación privilegiada en el continente.

Así mismo, el Jefe de Estado dijo que el TLC con los Estados Unidos impulsará un crecimiento adicional importante en el Producto Interno Bruto (PIB) y en los ingresos tributarios del país, recursos que servirán para financiar los proyectos de inversión social del Gobierno.

“El Tratado impulsará un crecimiento adicional de uno por ciento en el PIB y de 0,7 por ciento en los ingresos tributarios –de manera permanente–, lo que nos permitirá tener más recursos para inversión social”, subrayó el Mandatario.

Además, el acuerdo comercial con Estados Unidos permitirá aumentar en 35 por ciento el comercio bilateral y en 2 por ciento la tasa de inversión, debido al interés no sólo de los empresarios norteamericanos sino también de otros países por exportar desde Colombia.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?