Dinero Video
Filtrar por:

VIDEO

Colombia está a tres vistos buenos para ingresar a Ocde, ya consiguió 20

Podríamos decir que existe una expectativa sobre que quizás Colombia logré ser parte de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo (Ocde) a principios del año 2018, pero para esto debe, primero, concluir los exámenes técnicos de los comités en noviembre 2017.

Compartido 0 Veces

El 29 de mayo del 2013 Colombia fue aceptado oficialmente a iniciar el proceso de adhesión a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo (Ocde u OECD por sus iniciales en inglés), y el 19 de septiembre de ese mismo año recibió el plan de trabajo u hoja de ruta.  En una comunicación directa, Nicola Bunucci, director de Asuntos Legales de la OCDE, expresó que “Colombia ha avanzado muy bien en este proceso, participando activamente en revisiones sectoriales exhaustivas llevadas a cabo por 23 comités. A medida que Colombia entra en las etapas finales del proceso, continúa adoptando medidas importantes para abordar las recomendaciones pendientes del comité con miras a concluir el proceso de adhesión para fines del año 2017. En particular, las cuestiones pendientes están las relacionadas con las revisiones de la Comisión de Trabajo Laboral y Asuntos Sociales, y el Comité de Comercio, ambos programados para revisar a Colombia en noviembre de 2017”.

Uno de los objetivos de la OCDE es la promoción del comercio mundial y el desarrollo económico. La membresía a la OCDE requiere que los países logren satisfacer requerimientos político-económicos para poder coordinar y discutir políticas de influencia global en temas económicos, ambientales y sociales. Para mejorar sus indicadores y actualizar sus políticas y prácticas de acuerdo con lo esperado por la OCDE, Colombia no tiene una fecha límite, pero supondrá para el país ajustar sus capacidades para lograr los estándares esperados de la organización.

 Recomendado: Actualización laboral al 2020 para la revolución digital

Tal como lo explicó el director de Asuntos Legales de la OCDE, “el proceso de adhesión a la organización consiste en un riguroso análisis de la legislación, las políticas y las prácticas de un país sobre una amplia gama de temas como la inversión, el medio ambiente, la gobernanza pública o la agricultura, entre otros aspectos que se describen con mayor detalle en la hoja de ruta para tal adhesión, donde se propone impulsar el crecimiento económico de un país, contribuir a reducir las desigualdades, mejorar la educación y aumentar la transparencia y la eficiencia del gobierno”.

La búsqueda de la membresía a la OCDE y lo que esto supone ha sido uno de los elementos distintivos de la Presidencia de Juan Manuel Santos, para quien “el proceso de acceso ha puesto en marcha varios procesos de reformas institucionales y ha desencadenado reflexiones internas muy importantes” (OCDE).

Para poder ser aceptada en la organización, a Colombia le falta aún la aprobación de tres comités técnicos, entre estos el comité de empleo, trabajo y asuntos sociales, y del comité de comercio, en los que se tienen presentes aspectos como reformar el salario mínimo en aras de desincentivar la participación en actividades laborales de manera informal; reducir los costos laborales no relacionados directamente con el empleo; y mejorar las inversiones y la eficiencia en investigación y desarrollo.  

El presidente Juan Manuel Santos ha tenido varias reuniones personales en la OCDE, la más reciente en París en junio 2017. El mexicano Ángel Gurría, secretario general de la Organización, felicitó a Colombia por los avances realizados para cumplir los requerimientos de 20 de los 23 comités técnicos que evaluaron las políticas del país en temas específicos.

De acuerdo con el director Nicola Bunucci “desde el punto de vista de la OCDE, no hay un calendario ni una fecha límite para la adhesión. El calendario depende de la capacidad de respuesta de Colombia a las recomendaciones de los comités de la Organización. El Gobierno del presidente Santos es plenamente consciente de la importancia de las próximas revisiones de los comités y, en consecuencia, ha tomado medidas importantes para responder a las recomendaciones formuladas por estos con miras a alcanzar el objetivo de concluir el proceso de adhesión antes de que finalice este año. La decisión final está en manos de los miembros de la OCDE, quienes deberán decidir si invitan a Colombia a unirse a la organización una vez que todos los 23 Comités hayan concluido sus exámenes”.

Lea también: Las plataformas y el futuro digital

La adhesión de Colombia a la OCDE puede ser ciertamente un catalizador para modernizar y conseguir implementar diferentes reformas requeridas en el país para lograr una estabilidad financiera, efectividad en el sector público, aumentar la competitividad de las empresas del país, y buscar un desarrollo social y económico más incluyente y sostenible alineado de manera coherente a las demás agendas con las que se ha comprometido el país: los Objetivos de Desarrollo Sostenible; la construcción de una paz estable, sostenible y duradera; el acuerdo de París; y los grandes retos asociados con la inmersión en la cuarta revolución industrial.

Cargando Comentarios...