Dinero.com Revista Dinero

Maria Alejandra González-Pérez, columnista.

| 3/18/2013 11:00:00 AM

Rusia, ¿un actor fuerte dentro de los BRICs?

Pese a ser el mayor exportador de energía del mundo, tener millones en reservas de gas, y haber sido considerado en 2003 como una de las potencias económicas, Rusia ha sido golpeada por los altos índices de corrupción, y la crisis europea.

por Maria Alejandra Gonzalez-Perez *

En el año 2003, el Goldman Sachs Group presentó un reporte en donde se anticipaba que para el año 2050, los países de economías emergentes BRICs (Brasil, Rusia, India y China) iban de manera colectiva a sobrepasar en términos de influencia en la economía mundial el grupo G6 (Estados Unidos, Japón, Alemania, Inglaterra, Francia e Italia) de los países más desarrollados del mundo en esos momentos.

Este reporte ganó credibilidad cuando en el año 2010, China superó a Japón convirtiéndose en la segunda economía del mundo, y el crecimiento del conjunto de los países BRICs significó el 25% de total del crecimiento del PIB mundial. En el año 2006, la revista rusa Ekspert pronosticó que el rublo ruso sería una moneda de reservas internacionales para muchos países, y que Moscú sería uno de las capitales financieras del mundo. Sin embargo, ha habido escepticismo sobre si Rusia es un país tan sosteniblemente prospero como pudieran ser India, China e incluso Brasil, y si este debería o no ser excluido de ser parte del grupo de los BRICs.

Con una población de 143 millones de habitantes y teniendo la mayor masa terrestre del planeta, Rusia es el principal exportador de energía del mundo, el octavo exportador de petróleo mundial con una reserva estimada de 89,4 billones de barriles, y tiene la reserva de gas natural más grande de la Tierra (44,8 trillones de metros cúbicos). En el año 2012, las exportaciones fueron 27,2% del PIB, 59,7% de las cuales fueron de combustibles minerales.

Para Rusia, la Unión Europea es su principal aliado comercial, y por ende el decrecimiento económico en gran parte del antiguo continente, puede afectarle de manera negativa. Según reporte de Euromonitor de Febrero 2013, en el año 2012, 56,7% de sus exportaciones fueron destinadas a la Unión Europea, y 17,7% a la región Asia Pacífico. Un 48,2% de sus importaciones provienen de la Unión Europea, y un 26%,3 de los países de Asía Pacífico.

Rusia es un país altamente industrializado, pero tiene grandes limitantes debido a la corrupción, y la falta de competitividad. Pese a que el país tiene un índice de alfabetismo del 99.6%, y sus contribuciones a las ciencias, ingenierías y las matemáticas son reconocidas internacionalmente; el país ocupa solamente el puesto 67 (entre 142) en el Índice de Competitividad Global 2012-2013, y el lugar 142 (entre 179) en el Índice de Libertad de Prensa. En el Foro Económico Mundial de Davos en el 2012, los representantes de Rusia confluyeron que los problemas de la economía rusa tienen sus raíces en el sistema político (presumiblemente legado del sistema soviético), siendo la excesiva interferencia del gobierno en la economía, uno de los limitantes más grandes. En términos de corrupción, en el índice de Transparencia Internacional del año 2012, Rusia ocupa el lugar 133 entre 176 países, y en último lugar (28 entre 28) en el índice de pagos de soborno (Bribe Payers Index) del año 2011.

En el año 2010, el expresidente Dmitry Medvedev implementó un programa de dos décadas para estimular la contribución de innovación en la economía del país, programa que ha continuado en marcha en la presidencia de Vladimir Vladimirovich Putin, el cual consiste en la creación de un centro de investigación de nivel superior en Moscú, instalación de parques tecnológicos, y zonas específicas de desarrollo a lo largo del país. Adicionalmente, Rusia continúa en un programa de buscar la repatriación de ingenieros y científicos que habían emigrado del país por la falta de posibilidades que tenían de desarrollo personal, financiero y profesional.

Con todo, no solamente la crisis económica europea ha sido la causante de afectar el hecho que Rusia no debería estar en el grupo de los BRICs. Rusia no es percibida en los sistemas internacionales como un poder emergente convencional. Su política internacional ha estado orientada a restaurar su influencia en los países que fueron miembros de la Unión Soviética, y reversar la decadencia de los años ochentas y noventas promoviendo las condiciones para eventualmente emerger como un poder significativo.

En el año 2008, el gobierno ruso no esperaba que las crisis financieras fueran a afectarlos de manera tan negativa. En diciembre de ese año, Putin expresó en declaraciones de prensa al Deutsche Welle que la crisis financiera europea causaría solamente perdidas menores en Rusia; sin embargo en el año 2009, el PIB ruso disminuyó 8,9% (una contracción superior a la de Grecia en los años 2009 y 2010), y la bolsa de valores perdió 80% de su valor desde el pico, y el petróleo decreció 70%.


* (PhD). Directora del Grupo de Investigación en Estudios Internacionales. Universidad EAFIT.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

>

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×