Opinión

  • | 2016/06/29 00:01

    ¿Probar las nubes?

    “La nube” ya cambió nuestro panorama tecnológico y empresarial. Ahora hay miles de servicios listos para ser usados en internet. ¿Su empresa ya los probó?

COMPARTIR

El Cloud Computing, como se conoce al procesamiento y almacenamiento masivo de datos en servidores de internet, nos ha cambiado el paradigma en la industria TI. Ha dejado de ser una tendencia y se llenó de fuerza hasta convertirse en una solución estándar en el mundo, que las empresas deben aprovechar para optimizar su presencia en la web.

En ese sentido, es común preguntarse si nuestra empresa, especialmente si es pequeña, está capacitada para usarla para sus actividades, aun cuando no se cuenta con alguien encargado del soporte tecnológico. Para ello, hay una sola respuesta: desde su creación, la nube fue concebida para eso, para permitir que los usuarios hagan uso de servicios valiosos en internet sin necesidad de ser expertos en los medios tecnológicos que están usando.

Así lo han demostrado las cuentas de correo, los procesadores de textos y documentos en internet, los calendarios digitales y una serie de soluciones que nos han permitido hacer más fácil nuestra vida y tener a salvo nuestros datos fuera de nuestros equipos físicos para consultaros desde donde queramos y cuando lo necesitemos.

De la misma manera, los beneficios para las empresas son notorios. Las comunicaciones se han vuelto sencillas con servicios en la nube, con espacios de colaboración que almacenan reportes, datos, trabajos realizados entre varias personas y, sobre todo, el procesamiento rápido, fácil y económico de grandes volúmenes de datos.

Si usted está pensando en acceder a algún servicio en la nube, tenga en cuenta estas recomendaciones para elegir el mejor servicio, que los grandes proveedores de esta tecnología han dado durante esta semana en el Cloud & DC Summit 2016 que Cisco trajo a Bogotá:

* Hay diferentes “sabores” de nubes, y muchas de ellas no se comunican entre sí. Si su interés es tener varios servicios de este tipo en internet necesita una solución que las interconecte, de tal manera que su empresa cuente con una solución robusta para aprovechar esta tecnología.

* ¡Actúe! Nuestros datos están en todas partes. Lo que hacemos con ellos es lo que cuenta. Por eso su servicio en la nube debe realizar conexiones precisas en nuestras redes para lograr metas como nunca antes y, lo más importante, realizar acciones en tiempo real.

* Busque una solución que le permita ser más ágil y mantenerse al día con el ritmo rápido de los negocios. Un buen servicio en la nube acelera el despliegue de la infraestructura con menos riesgo, mientras que trae nuevos niveles de velocidad y la eficiencia hacia las TI.

* Las buenas soluciones en la nube permiten manejar nuestras nueves en tiempo real, sin sacrificar el control y la capacidad de respuesta; mejorar la colaboración, con tecnología que empoderar a las personas para unir e innovar;  y simplificar las experiencias, que nos permita conectarnos por dispositivos móviles para estar unidos con nuestros clientes y con soporte de analítica.

Con estas recomendaciones, nuestra responsabilidad es hallar un proveedor que nos brinde estas soluciones para enfrentar este desafío. Para que nos demos una idea de este reto, el tráfico global de la nube crecerá cuatro veces más de lo que evidenciamos hoy, es decir, pasará de 2,1 a 8,6 zettabytes (ZB) y será más de cuatro quintas partes (83%) del tráfico del total de los centros de datos, según el Quinto Índice Global de la Nube (2014-2019).

Un ZB, para darnos un ejemplo, representa diez veces el tráfico de lo que circuló en todo internet en 2005, además, es equivalente a la información total que podría procesar 20 cerebros humanos durante su vida. ¿Estamos listos para probar las nubes? 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?