Opinión

  • | 2014/05/19 12:00

    Ayudemos a tomar buenas decisiones

    En estas dos últimas semanas se lanzó al público por parte del El Tiempo, El Espectador y La Silla Vacía, unas herramientas para identificar el perfil ideopolítico de los colombianos. Opinión Fabian Garcia G.*

COMPARTIR

Esto en teoría busca ayudarnos a entender cómo pensamos y a qué ideales o propuestas nos acercamos de los candidatos hoy presentes para las elecciones presidenciales del próximo domingo.

De corazón espero que hayan cumplido su objetivo y que en realidad hayan generado un aporte y logrado afirmar o esclarecer la decisión trascendental que se avecina, de quienes no la tenían clara o de quienes quizás estaban equivocados. Personalmente, y con estas herramientas, hice todo lo posible por aplicarlas en mi familia y círculos de amigos para los cuales en muchos acertaron en los resultados de su candidato predilecto pero en otros mostraba una empatía por un candidato totalmente distinto a su candidato.

Esto queda aún más validado con los resultados del estudio realizado por la Corporación Bienestar, Mccan Erickson y Raddar, en el cuál se identificó la razón de voto de los colombianos que viven en las cinco principales ciudades (Bogotá, Medellín, Cali y Barranquilla), la empatía de las ideas y la motivación al cambio de candidato dados los argumentos.

Dentro de estas razones de voto se destacó en particular las propuestas, las ideas y la inclinación por el género como determinante de su voto pero también quiero destacar dos resultados muy importantes:

1) El 21% de los encuestados tiene empatía tanto por las ideas como por el candidato que va a votar, lo que llamaríamos voto programático.

2) El 34% cambiaría su intención de voto al confrontar a las personas con la inconsistencia entre su intención de voto y su posición sobre los puntos programáticos planteados. Es decir, para casi la mitad de los encuestados es importante la propuesta y las ideas del candidato, dentro de esa mitad una fracción muy importante estaría dispuesto a cambiar su candidato, y existe otra mitad que no es muy afín a las propuestas más sin embargo votaría por ese candidato por otras razones sin intención de cambiar dicho voto.

De hecho si extrapoláramos el ejercicio de casi 10 millones de personas de estas 5 ciudades, 6 millones votarían en primera vuelta, de estas 6 millones, casi 2 millones de votos que hoy se encuentran inclinados por algún candidato estarían dispuestos a cambiar por otro candidato es decir que si utilizamos el mismo porcentaje de abstinencia del 2010 con el censo electoral del presente año estos 2 millones lograrían representar aproximadamente un 10% de las elecciones del próximo domingo.

Hay que aprovechar el debate, hay que escuchar el debate, hay que ser objetivos y alejémonos un tanto del ruido crítico y apabullante de las acusaciones sin fondo, hay que utilizar las herramientas que hoy nos dan los medios para generar objetividad e imparcialidad en nuestro círculo y hay que ayudar a tomar buenas decisiones.

El estudio

* Vicepresidente Corporativo Raddar Consumer Knowledge Group
@fabianraddar, Fabian.garcia@raddar.net

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?