Opinión

  • | 2017/04/11 00:01

    ¿Qué hay detrás de los Tomahawks de Trump?

    ¿Cuál es el contexto histórico del conflicto sirio? ¿Qué pretende Trump con este ataque? ¿Cuáles son las consecuencias para los mercados financieros?

COMPARTIR

El 7 de abril del 2017 el mundo despierta con la noticia de que Donald Trump había usado 50 misiles Tomahawks para bombardear blancos militares en Siria. Francia, Alemania y el Reino Unido avalan el ataque, mientras Rusia, Irán y China se oponen a dicho escalamiento militar. El miedo se apodera de la opinión popular y el término “Nueva Guerra Fría” o “Tercera Guerra Mundial” empieza a ser usado por muchos analistas.

El conflicto en Siria tiene muchas aristas, así que quiero empezar pidiendo disculpas a mis lectores por la extensión de este artículo. Para muchos es más extenso de lo que quisieran leer en una columna de prensa, para otros es un análisis muy superficial de más de 40 años de historia que ha definido la arquitectura geopolítica del mundo.

Así que con el fin de ir más allá de especulaciones superficiales sobre qué va a hacer o no va a hacer Donald Trump, me propongo analizar el conflicto sirio desde cinco ángulos y de esta manera empoderar a mis lectores con herramientas de análisis que les permitan reaccionar mejor a las vicisitudes del riesgo geopolítico. El lector se puede enfocar en la parte que más le interese:

  • El contexto histórico del conflicto sirio.
  • Los incentivos económicos del conflicto sirio
  • Populismo en Europa y Estados Unidos
  • La estrategia de Trump para aumentar su popularidad
  • Impacto en los mercados financieros

Lea también: La popularidad del populismo

Contexto histórico: De la civilización en el caos

Siria era una de las maravillas de la civilización humana. Un collage de religiones, razas y culturas. Todos los grandes imperios de la humanidad desde Mesopotamia hasta el Imperio Otomano han dejando sus rastros en Siria.

La ciudad de Aleppo era un lugar donde coexistían armenios, judíos, cristianos, musulmanes, griegos, kurdos, drusos, alauitas, sunitas, chiitas. La mayoría de estas personas vivían de forma pacífica, hacían negocios el uno con el otro, los niños atendían a colegios dirigidos por jesuitas y monjas  sin importar el credo religioso.

Siria fue una colonia francesa desde 1917 hasta 1947. La aproximación del gobierno francés fue centralizar el poder independiente a las etnias. Un organismo central que administraba la mayoría de instituciones: el ejército, la justicia y la infraestructura.

El problema es que en un país con tanta diversidad étnica centralizar todas las instituciones crea un gran peligro de que una etnia trate de exterminar las otras. El 60% de la población siria es sunita, así que para evitar la hegemonía sunita, el gobierno francés favoreció el liderazgo militar de la minoría chiita alauita. Hafez al- Assad toma el poder en 1970 después de una tradición de golpes de estado.

En los 70 el mundo estaba en la cúspide de la guerra fría. El presidente Nixon firma una orden pra que Estados Unidos deje flotar el dólar de manera independiente al oro. Era el fin del sistema Bretton Woods que había funcionado en el mundo desde el fin de la segunda guerra mundial.

Henry Kissinger, Secretario de Estado del gobierno Nixon fue el arquitecto de este nuevo sistema monetario: el petrodólar. Para que el dólar americano se convirtiera en una moneda de reserva global, era necesario asegurar que todas las transacciones de petróleo del mundo se hicieran en dólares.

Con este fin, Estados Unidos firma un acuerdo donde garantiza que todas las ventas de petróleo de Arabia Saudita y la Opep se harían en dólares a cambio de venta de armamento militar para Arabia Saudita y protección en el Medio Oriente.

Para la Unión Soviética la expansión de los Estados Unidos y el petrodólar eran una gran amenaza, así que decide explotar el único punto en que todos los musulmanes están de acuerdo: la causa palestina en contra de Israel.

El Kremlin soporta logística y militarmente la invasión de Siria y Egipto a Israel. Hafez al-Assad se convierte en el líder de la guerra de Yom-Kippur y el representante del panarabismo en el Medio Oriente.

Le sugerimos leer: Kim Jong-Un Una posible crisis nuclear

Para Henry Kissinger, el panarabismo era un enemigo al modelo global que él diseñó. Kissinger crea conversiones con Assad al mismo tiempo que por debajo de la mesa firma un acuerdo secreto con Egipto. Convirtiendo a este país en el primer estado islámico que reconoce a Israel como nación. Una humillación para Assad.

La jugada maestra de ajedrez de Kissinger no se limitaba a un acuerdo con Egipto sino que consolidaba una gran alianza militar con el Sha de Irán.  Estados Unidos era el proveedor de armamento e inteligencia para el ejército de Irán. Parecía un jaque mate al régimen de Assad y los intereses de la Unión Soviética en el Medio Oriente.

Sin embargo, la historia da un giro inesperado, el Ayatollah Kohemi sube al poder, la Revolución Islámica fundamentalista crea un nuevo escenario geopolítico. Assad se vuelve un firme aliado de Irán y Rusia ayuda al fortalecimiento del Ayatollah en el poder.

Las estrategias de la guerra fría cambian por completo. El Ayatollah pone como prioridad en su gobierno el programa nuclear. El Ayatollah considerado como máximo líder espiritual chiita crea una nueva regla espiritual. Aprueba el suicidio si este es necesario en medio de una guerra santa. El Ayatollah crearía un nuevo formato de guerra: el suicidio terrorista. Hafez al-Assad usaría esto para crear guerrillas chiitias en el norte del Líbano conocidas como el Hezbollah.

Estados Unidos soporta a Sadam Hussein para iniciar una guerra contra Irán creando un conflicto sangriento entre sunitas, chiitas y kurdos.

En 1983 el Hezbollah hace un ataque suicida a la embajada de Estados Unidos y en una fortaleza militar de la marina en Líbano. Este ataque deja más de 300 americanos muertos entre marinos y miembros del cuerpo diplomático. Reagan retira sus tropas del Líbano y Hafez Assad se convierte en el primer líder árabe en tener una victoria en contra de los Estados Unidos.

El intríngulis del Medio Oriente cambia completamente con el ataque a las torres gemelas. Estados Unidos invade Irak y derroca a Saddam Hussein (su antiguo aliado).

Lea también: La era de los computadores cuánticos

Por otro lado, el gobierno de Obama cambió por completo la aproximación al conflicto del Medio Oriente. Decidió apoyar los movimientos que se oponían a dictadores como Hosni Mubarak en Egipto, Muamar Gadafi en Libia y Bashar Assad en Siria y evitar involucrarse directamente en el conflicto.

La primavera árabe emerge como el sueño occidental a que el mundo islámico abrace el paradigma democrático. Pero la realidad es que simplemente fue un cambio de poder de un régimen autocrático al fortalecimiento de ISIS en la región.

El wahabismo que es una de las versiones más extremistas y anticuadas del Islam es el brazo religioso de Arabia Saudita que ha expandido su doctrina a lo largo del océano Índico y el mar Mediterráneo. El capital de Qatar y Arabia Saudita estuvo detrás del fortalecimiento del Estado Islámico (ISIS) cuya raíz ideológica se basa en en el wahabismo.

Incentivo económico detrás del conflicto sirio

Mapa 1. Posibles gasoductos entre hacia Europa. Análisis Macrowise.

Anteriormente había escrito el artículo ideas claves hacia donde va el petróleo. Este artículo muestra que el mundo está viviendo una transición del petróleo al gas. Los carros eléctricos y los robots van a crear una gran demanda por energía eléctrica.

La energía renovable no tiene las economías de escala y la eficiencia para suplir esta nueva demanda de energía eléctrica. El gas es la única alternativa sostenible al petróleo.

Qatar, Irán y Rusia son los países con mayores reservas de gas en la región. Siria y Turquía son pasos obligados para transportar el gas de Qatar de Irán a Siria.

En noviembre del 2015 mostramos en un vídeo los intereses económicos detrás del conflicto en siria.

También escribimos el petróleo: un Juego de tronos donde mostramos cómo el cambio del petróleo al gas también podría crear inestabilidad política en el Medio Oriente.

El populismo en Europa y Estados Unidos

 

Figura 1. El índice de populismo en el mundo desarrollado. Fuente: Bridgewater Daily Observations.

El otro fenómeno que emerge como respuesta al terrorismo es el surgimiento del populismo en Europa y Estados Unidos.

El Brexit fue una respuesta del pueblo británico a la incapacidad de la Unión Europea de garantizar la protección contra el terrorismo. Los ataques en Londres y París crearon un sentimiento de necesidad de un líder fuerte que pueda garantizar la seguridad de los ciudadanos.

El UKIP en el Reino Unido, Donald Trump en Estados Unidos, el Frente Nacional en Francia, Alternativa para Alemania, Podemos en España, el movimiento de las 5 estrellas en Italia son muestras de la “popularidad del populismo” en el mundo desarrollado.

La figura 1 muestra el índice de populismo desde 1900. Ray Dalio fundador de Bridgewater, el fondo de coberturas más grande del mundo, muestra que el mundo está viviendo niveles de populismo solo comparables con los periodos comprendidos entre la primera y segunda guerra mundial.

La estrategia de Donald Trump para consolidar el poder político interno

Trump es un líder que representa el arquetipo de un populista: no hace parte del establecimiento político, propone políticas en contra del libre comercio, es anti-inmigración, nacionalista y autoritario.

La mayoría de analistas del mundo occidental han subestimado a Trump, sin embargo, la historia nos enseña a no subestimar los arquetipos del populismo.

El principal obstáculo que tiene Trump en el poder es que el congreso y las cortes están bloqueando su acciones ejecutivas. El segundo problema es la aparente cercanía entre Donald Trump y Vladímir Putin, la cual ha sido explotada por los medios en su contra.

Trump necesita consolidar el poder y para esto necesitaba ganar influencia en el senado y en las cortes. En noviembre del 2018 van a haber elecciones del senado. Trump necesita asegurar sillas a su favor. En Estados Unidos los jueces de las cortes son nominados por el presidente y elegidos por el senado.

Para Trump, es prioridad asegurar su victoria en el senado y así consolidar su poder político. La historia nos muestra que la manera como un líder populista logra la consolidación del poder, es por medio de los conflictos militares.

Si Trump logra desarticular el ISIS, el régimen de Assad en Siria y a Kim Jong-Un en Corea del Norte de manera rápida, lograría lo que no logró ninguno de sus predecesores.Trump va a buscar pequeñas victorias en cada uno de estos frentes.

Consecuencias en los mercados financieros

La mayoría de analistas cuando hablan de Trump piensan en “impeachment”, que Trump es incapaz, que el congreso y las cortes no van a aprobar sus proyectos de ley.

Si Trump logra consolidar el poder político interno por medio de la política exterior va a sorprender de nuevo al mercado. Esta sorpresa se va a ver reflejada en mayor gasto por parte de los consumidores, repatriación de capital de las corporaciones, gasto militar y de infraestructura. 

Desde nuestro análisis, Trump va a seguir sorprendiendo a los inversionistas y analistas. Esto va a crear una exageración de las expectativas impulsando la burbuja de acciones en Estados Unidos.  

Cuando el grueso de analistas empiecen a comprar las ideas de Trump y a hablar a favor de Trump, ya es una señal de que esta burbuja ha llegado a su final.

Para los mercados emergentes la sorpresa va a estar en el dólar. Una reducción en el déficit de cuenta corriente, las políticas de de-globalización, van a crear un fortalecimiento del dólar contra las monedas de los países emergentes y presión a la baja sobre el precio del petróleo. 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 524

PORTADA

Así es el mercado de los bufetes de abogados en Colombia

En un año que no resulta fácil para la economía, la actividad de las firmas legales está más dinámica que nunca. Los bufetes de abogados se juegan el todo por el todo.