Opinión

  • | 2016/02/22 00:01

    Petróleo: Arabia Saudita, Rusia e Irán están “cañando”

    ¿Es el acuerdo de los países de la Opep y Rusia una coalición real para cortar la producción y poner un piso a la caída del petróleo? ¿Arabia Saudita, Irán y Rusia están “cañando” a los productores minoritarios para quedarse con una mayor cuota del mercado?

COMPARTIR

En Macrowise consideramos que ¡están cañando! Arabia Saudita, Rusia e Irán están enviando señales a los países productores minoritarios de una aparente coalición para reducir la producción e incrementar los precios. No obstante, los grandes productores tiene alineados sus incentivos estructuralmente para continuar una estrategia de sobreproducción y ejercer presión a la industria de Shale Oil en Estados Unidos.

Para sustentar nuestro argumento usaremos la teoría de juegos. En teoría de juegos hay jugadores, estrategias, pagos y objetivos. Los jugadores son los diferentes países productores de petróleo. Las estrategias en este caso son cortar la producción o sobreproducir. Los pagos corresponden a las ganancias ocasionadas por aplicar un conjunto de estrategias. En este caso, el pago es proporcional al producto entre el precio del petróleo por la cantidad de barriles vendidos. El objetivo de cada país es maximizar su ganancia con el fin de aliviar sus grandes déficit fiscales.

Con el fin de reducir la complejidad del problema nos centraremos en el conflicto estratégico entre Arabia Saudita y Rusia.

El juego de la gallina: Arabia Saudita Vs Rusia

El problema estratégico entre Arabia Saudita y Rusia por el control del mercado del petróleo se conoce como el juego de la gallina. Este juego hace alusión a una competencia automovilística en la que dos participantes conducen en direcciones opuestas; el primero que se desvíe de la trayectoria del choque pierde y es humillado por comportarse como una gallina. El juego se basa en la idea de crear presión psicológica hasta que uno de los participantes se eche atrás. ¿Quién es la gallina en este juego?

La figura 1 muestra la estructura de pagos y estrategias del conflicto en árbol de decisión detallado con estrategias y pagos. Si Arabia Saudita decide cortar la producción, Rusia y los demás países de la Opep tendrían los incentivos para sobreproducir y llenar el mercado de Arabia Saudita. Este es un escenario totalmente contrario a los intereses saudíes.

 Figura 1: Juegos Estratégicos en la industria del Petróleo. Análisis MACROWISE

Arabia Saudita no va cortar la producción. Es más, los saudíes todavía tienen municiones para una guerra de precios prolongada con la emisión de acciones de Saudi Aramco (la mayor compañía petrolera del mundo).

Por ahora, Rusia es la gallina, pues no tiene ningún incentivo para cortar la producción. Sin embargo, a ambos países sí les conviene crear la sensación de que van cortar de manera coordinada su producción y convencer a los otros de que implementen la misma estrategia para ponerle un piso a los precios del petróleo. Esto les permitiría ganar el mercado de los minoritarios, al mismo tiempo que mantienen la presión de bajos precios a la industria de Shale Oil en Estados Unidos. Los grandes perdedores serían los países “cañados”: Venezuela, Nigeria, Argelia, Ecuador y Colombia.

Sin embargo, el juego de la gallina no es estático. Rusia no se quiere quedar en este rol por mucho tiempo, por eso está implementando una estrategia conjunta con Irán que cambie por completo la estructura del juego. Con este fin está actuando de manera coordinada en actividades militares en el Medio Oriente en contra de los intereses de Arabia Saudita y compitiendo de manera conjunta con Irán por las cuotas árabes en el mercado Europeo y Asiático.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?