Opinión

  • | 2016/01/12 00:00

    Calidad de la cartera y ciclo económico

    La relación entre las fluctuaciones macroeconómicas y el crédito es clara en el caso colombiano. ¿Qué podría suceder con los indicadores de calidad de cartera en 2016?

COMPARTIR

Una importante regularidad empírica, ampliamente documentada en estudios económicos recientes, establece la relación directa entre la actividad económica y los agregados crediticios.

Cuando la actividad económica se contrae y el valor de los colaterales disminuye, los prestatarios con proyectos rentables pueden encontrar algunas dificultades en conseguir financiación. Por otra parte, cuando las condiciones económicas son favorables y el valor del colateral  se incrementa, es más fácil para las firmas conseguir financiación, lo cual refuerza aún más el ciclo expansivo de la economía.

Dicha relación entre las fluctuaciones macroeconómicas y el crédito es clara en el caso colombiano. De hecho,  desde finales del siglo pasado, los ciclos de crédito y de cartera vencida han sido fuertemente influenciados por las fluctuaciones del PIB.

Así, en épocas recesivas y de desaceleración en el crecimiento del PIB se presenta una caída en el crecimiento de la cartera total mientras que la cartera vencida se acelera y los indicadores de calidad se deterioran de manera rezagada. Particularmente, estudios recientes han encontrado evidencia de un impacto rezagado del crecimiento del PIB en los indicadores de calidad de la cartera total, comercial y de consumo.

Actualmente, y de acuerdo a la información reciente de la Superintendencia Financiera, la calidad de la cartera, entendida como cartera y leasing vencido sobre cartera total, se encuentra en niveles bajos y estables cercanos al 3% con cifras a octubre de 2015.

Al analizar los indicadores de calidad por modalidad se encuentra también una amplia estabilidad en las cifras disponibles para 2015, con el indicador de calidad tradicional para la cartera comercial oscilando alrededor de 2.3%, el de consumo en 4.6%, la cartera de vivienda en 2.0% y el de microcrédito en 6.4%.

Pero, ¿qué podría suceder con los indicadores de calidad de cartera en 2016? En el contexto actual de desaceleración de la actividad económica, existe la posibilidad de un deterioro futuro en los indicadores de calidad de la cartera del sistema financiero colombiano. No obstante, la naturaleza actual del ciclo económico (desaceleración del PIB a niveles de 2.4% en 2016 de acuerdo a nuestros proyecciones), junto con la solidez del sistema financiero y elementos de política macro-prudencial llevan a concluir que en la coyuntura actual dicho deterioro debería ser moderado.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?