Opinión

  • | 2017/01/08 00:01

    ¡No te detengas!

    Un hombre como Walt Whitman nos enseña que se puede pensar diferente. Que a pesar de tener una niñez difícil y humilde cuando hay un propósito se logra. Transcribo uno de sus escritos, en este domingo para leer algo inspirador y deliciosamente digerible.

COMPARTIR

Es principio de año y creo que todos tenemos nuestro propio balance. Tanto profesional como personal. Quiero empezar el año 2017 con un autor que el mundo entero admira; Walt Whitman. Poeta, periodista, profesor y humanista que dejó un legado en el siglo XIX a la prosa y poesía moderna no solo de Estados Unidos sino del mundo entero. Catalogado como el padre del verso libre, fue un hombre que vivió su vida convencido de lo que pensaba. Vivió y dejó vivir, odio el licor en su juventud, escribió en contra de la esclavitud y fue el promotor  de una poesía innovadora.

Un hombre como Whitman nos enseña que se puede pensar diferente. Que a pesar de tener una niñez difícil y humilde cuando hay un propósito se logra. Transcribo uno de sus escritos, en este domingo para leer algo inspirador y deliciosamente digerible: 

No te detengas…

No dejes que termine el día sin haber crecido un poco, sin haber sido feliz, sin haber aumentado tus sueños.
No te dejes vencer por el desaliento. No permitas que nadie te quite el derecho a expresarte,
que es casi un deber.
No abandones las ansias de hacer de tu vida algo extraordinario. No dejes de creer que las palabras y las poesías sí pueden cambiar el mundo.
Pase lo que pase nuestra esencia está intacta. Somos seres llenos de pasión.
La vida es desierto y oasis. Nos derriba, nos lastima, nos enseña, nos convierte en protagonistas de nuestra propia historia.
Aunque el viento sople en contra, la poderosa obra continúa:
Tu puedes aportar una estrofa. No dejes nunca de soñar, porque en sueños es libre el hombre.
No caigas en el peor de los errores: el silencio.
La mayoría vive en un silencio espantoso.
No te resignes. Huye.
"Emito mis alaridos por los techos de este mundo", dice el poeta.
Valora la belleza de las cosas simples. Se puede hacer bella poesía sobre pequeñas cosas,
pero no podemos remar en contra de nosotros mismos.
Eso transforma la vida en un infierno.  Disfruta del pánico que te provoca tener la vida por delante.
Vívela intensamente, sin mediocridad.
Piensa que en ti está el futuro y encara la tarea con orgullo y sin miedo.
Aprende de quienes puedan enseñarte. Las experiencias de quienes nos precedieron de nuestros "poetas muertos", te ayudan a caminar por la vida
La sociedad de hoy somos nosotros:
Los "poetas vivos".
No permitas que la vida te pase a ti sin que la vivas.

Feliz Año 2017.

Lea también: Es hora de que te lo preguntes…

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 524

PORTADA

Así es el mercado de los bufetes de abogados en Colombia

En un año que no resulta fácil para la economía, la actividad de las firmas legales está más dinámica que nunca. Los bufetes de abogados se juegan el todo por el todo.