Opinión

  • | 2016/09/19 00:01

    En acciones, ¿debemos comprar o vender?

    A menos de cuatro meses de terminar el año, es extraño observar las opiniones tan divididas entre los principales estrategas en los mercados accionarios globales.

COMPARTIR

Sin duda los momentos actuales son de gran incertidumbre dados los factores divergentes que existen para creer que todavía podemos esperar una mayor apreciación de lo que ya se ha observado en los mercados accionarios en 2016.

Es importante tener un punto de referencia entre las diferentes bolsas a nivel global dada la alta correlación en el desempeño entre los mercados accionarios. Por eso es necesario tomar como punto de referencia la bolsa de Nueva York, medida por el índice Standard & Poors 500, que contabiliza las 500 empresas más grandes del país por capitalización bursatil.

Actualmente el promedio de los analistas más prestigiosos en Wall Street sugieren que el índice S&P500 cerrará el año en 2,146 (es decir, muy cerca de los niveles actuales). No obstante, hay varios analistas como Savita Subramanian, Jefe de Estrategia de acciones del banco de inversión americano Bank of America Merrill Lynch, o Ben Laider, Jefe de Estrategia Global de acciones de HSBC, quienes sugieren una caída más profunda en la bolsa de Nueva York, con proyecciones de 2,000 y 1,960, lo cual se aproxima a caídas de doble dígito de los niveles actuales.

Las principales razones de estos analistas “osos” (o analistas pesimistas) indican que la incertidumbre generada por las elecciones en EE.UU, eventos como ‘Brexit’, unas altas valoraciones en los mercados accionarios en EE.UU y Mercados Emergentes (incluyendo mercados como México y Brasil), y la expectativa a que la Reserva Federal aumente tasas de interés este año, son factores suficientes para justificar una caída en las bolsas.

Lea también: ¿Por qué los ricos son ricos?

En contraste, los analistas “bullish” (o analistas optimistas) como Tom Lee, Jefe de Estrategia de Fundstrat, y más conocido como uno de los mejores estrategas en Wall Street por sus proyecciones acertadas desde que desempeñaba el mismo rol en JPMorgan, proyecta 2,325 puntos para cierre de este año, lo cual sugiere una apreciación de casi doble dígito desde los niveles actuales. Para él, todavía hay mucho dinero para comprar acciones, sobre todo si las tasas de interés siguen cayendo. Asimismo observa un mejor crecimiento económico en EE.UU que soporta crecimiento en utilidades para las empresas, y por ende mejores valoraciones.

¿Quién tiene la razón?

Las opiniones de las personas más eminentes en Wall Street se encuentran en una clara divergencia, y por eso es imposible dictaminar quién tiene la razón. No obstante lo que es claro para cualquier inversionista es que los últimos meses del 2016 enfrentarán un ‘camino pedregoso’, con las votaciones en EE.UU, la decisión final de la FED si subirá tasas de interés, el desenvolvimiento de ‘Brexit’, y otros eventos que siguen estando en la mira de los grandes inversionistas, como el petróleo, el crecimiento económico y la política de bancos centrales en países desarrollados. Históricamente, septiembre ha sido el peor mes en desempeño accionario desde 1928 hasta la fecha. Por lo tanto, en momentos como los actuales, es mejor ‘reducir la velocidad’ antes que pierda el margen de maniobrabilidad en sus inversiones. 

Lea también: Es hora de salir de la ruina financiera

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?