Opinión

  • | 2017/03/10 00:01

    Bolsa: ¿hay que vender por las altas valoraciones?

    El Dow Jones gana un 220% en el rally imparable de los últimos ocho años.

COMPARTIR

El 9 de marzo se cumplieron ocho años desde los mínimos registrados en Wall Street por la quiebra de Lehman Brothers (septiembre de 2008). Y los índices estadounidenses están en tendencia alcista desde entonces. El Dow Jones se anota una revalorización del 222% desde entonces y el S&P del 254%.

Las buenas perspectivas de crecimiento económico en EE.UU., alimentadas por las promesas de Trump, sostienen el avance. El riesgo está en un alza de tipos de interés demasiado rápida. Aun sin estímulos fiscales, la economía americana apunta a un crecimiento en el entorno del 2% para este año.

En la medida en que se vayan concretando las medidas fiscales apuntadas por Trump en su comparecencia en el Congreso americano, se podrían ver revisiones al alza en las expectativas de crecimiento. Y son esas expectativas de mayor crecimiento económico las que llevan a los expertos a seguir apostando por la continuidad de la subida en Wall Street. Pero, ¿debemos vender?

También le puede interesar: Los emergentes vuelven a despertar interés

Al tiempo que la micro y la macro han mejorado, las valoraciones también han repuntado y se sitúan en territorio elevado, especialmente en Estados Unidos. Indicadores como el PER de Shiller señalan una sobrevaloración abultada de este mercado, en relación con la historia y con otros mercados como Europa o emergentes. ¿Es un motivo para vender? ¿O al menos para vender EE.UU. y comprar Europa?

Según Ángel Martín Oro, hay un hecho que se infravalora, y es el impacto que tienen los nuevos modelos de negocio tecnológicos sobre las métricas de negocio y financieras. Las nuevas realidades no pueden valorarse de la misma forma: no puede valorarse igual a Google que a Exxon o General Electric. Y precisamente, el gran cambio a nivel de composición sectorial del S&P 500 en las últimas décadas, ha sido el ascenso del sector tecnológico (empresas como Apple y Google copan las primeras posiciones por market cap). Pero en cambio, esto no ha sucedido en otros mercados desarrollados como Europa.

Le sugerimos leer: El arte de conversar

Así pues, para comparar un indicador de valoración de mercado agregado, como el PER o el CAPE, entre EE.UU. y Europa, deberíamos ser cautos. Y también para comparar EE.UU. hoy frente a su media histórica de los últimos 50, 60 o 70 años, o incluso de los últimos 20 años. No extraigamos conclusiones precipitadas de datos y comparaciones, en este caso de valoraciones (como por ejemplo: "Europa está más barata que EE.UU. porque su PER es más bajo", como se lee con bastante frecuencia de casas de análisis y gestión de activos), que merecen más contexto y análisis sobre las realidades que están detrás de los agregados.

Lea también: Trump gusta a los mercados

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 524

PORTADA

Así es el mercado de los bufetes de abogados en Colombia

En un año que no resulta fácil para la economía, la actividad de las firmas legales está más dinámica que nunca. Los bufetes de abogados se juegan el todo por el todo.