| 2/23/2011 9:40:00 AM

La guerra que viene: las noticias en las tabletas

La irrupción en el mercado del iPad ha traído consigo un aparente cambio en los hábitos de consumo de noticias: lectores dispuestos a pagar. Un nuevo pastel comercial por el que las grandes empresas están dispuestas a dar batalla.

Los planes de Apple de asegurarse una recaudación del 30% de las suscripciones que cobran los medios de comunicación podría desencadenar una auténtica guerra comercial. La compañía de la manzanita anunció su intención, a partir del 30 de junio, de cambiar las condiciones impuestas a diarios y revistas para obligarlos a que los pagos por suscripción de contenidos sean hechos exclusivamente a través de una cuenta de iTunes. 

Ya han reaccionado en la industria editorial: no están contentos. También hay reportes de que los reguladores antimonopolio de Estados Unidos y la Unión Europea preparan la apertura de sendas investigaciones. Por su parte, Google ha aprovechado para entrar en la puja anunciando que su comisión será de un 10% de descuento para las suscripciones de contenidos a través de Honeycomb, la versión para tabletas de Android. 

¿Nuevas oportunidades?
Apple asegura que el nuevo sistema será bueno para los usuarios y que además les ofrecerá a las empresas nuevas oportunidades de hacer negocios. "Creemos que este innovador sistema de suscripción dará a las editoras una oportunidad de nuevo cuño para expandir el acceso digital a su contenido", dijo en un comunicado el presidente de Apple, Steve Jobs.

Pero se han disparado las especulaciones en la industria editorial y las quejas. La Asociación Europea de Editoras de Periódicos (ENPA, por sus siglas en inglés) ha advertido que Apple trata de exprimir el mercado de la información tomando el control de las suscripciones a través de sus dispositivos.

La ENPA expresó su inquietud ante la posibilidad de que registre un enorme recorte en sus ingresos si se consuman los cambios. Su principal preocupación es que los lectores no podrán completar sus suscripciones a través de los sitios en internet de los diarios.

Numerosas medios se han quejado de que, por ejemplo, no pueden ofrecer ediciones electrónicas gratuitas a sus suscriptores en papel. Según un comunicado de ENPA, "los consumidores sólo podrán acceder a los periódicos a través de la tienda de iTunes, donde la transacción está sujeta a la comisión".

"Incremento masivo"
"Quedarse con una comisión del 30% supone un incremento masivo de los costes de generar contenidos y matará el negocio", opina el analista James McQuivey, de la consultora Forrester Research. "Al final, Apple ve un futuro en el que nadie consume ningún tipo de medios digitales sin su ayuda", agregó McQuivey. El experto consideró que la medida animará a los editores a buscar otras plataformas. De hecho, la reacción de Google no se ha hecho esperar.

Google pretende aprovechar los movimentos de Apple para fortalecer la posición de Android. El gigante de las búsquedas intenta plantar cara al iPad con su nuevo sistema operativo para tabletas, Honeycomb, y ya anunció que limitará su comisión a un 10%.

En una entrada en el blog de Google, Lee Shirani, el director de gestión de productos, escribió que además "las editoras podrán personalizar cómo y cuándo cobran por el contenido mientras experimentan con diferentes modelos hasta que vean cuál les funciona mejor".

El esquema, bautizado como "One Pass", funcionará tanto en tabletas como en teléfonos inteligentes. En principio será lanzado en Alemania, Canadá, España, Francia, Italia y Reino Unido. "Hay muy pocas fórmulas amigables para las editoras. Con nuestra fórmula, nosotros básicamente no ganamos dinero", dijo Erich Schmidt, presidente de Google. "Lo más importante es llevar el dinero a quienes producen contenido de alta calidad".

¿Sin comisiones?
Según el ejecutivo, la tasa que impondrán se limitará a cubrir los costes. Pero en el mercado de internet, el 10% de Google todavía es visto por muchos como un precio excesivo. De hecho, tanto Apple como Google podrían verse duramente golpeados, según expresó McQuivey, por una migración hacia fuera del modelo basado en aplicaciones.

"Sería duro, pero cualquiera puede ver con claridad que en un mundo basado en el HTML5, no van a necesitar pagar una comisión cada vez que proporcionen valor agregado a los consumidores".

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?