| 4/26/2012 6:00:00 AM

Vino por petróleo y salió investigada

Es bien conocido que la Securities and Exchange Commission (SEC) de Estados Unidos es bastante exigente con el cumplimiento de las normas. Houston American Energy no se salvó y es objeto de una investigación que involucraría su actividad en Colombia. Sus acciones se fueron al piso.

Sin dar mayores detalles, la petrolera con activos en Colombia, Houston American Energy Corp. (NYSE AMEX: HUSA) dijo en un comunicado que es objeto de una investigación formal no pública por parte de la SEC.

Entre febrero y abril de este año, la compañía recibió tres citaciones de la SEC para que comparecieran el CEO, John F. Terwilliger y su director financiero, John J. Jacobs, así como una orden para la entrega de ciertos documentos.

La SEC intenta establecer si ha habido alguna violación de las leyes federales de valores en algunas de las actuaciones de Houston Energy.

No es un hecho que la investigación involucre sus operaciones con Colombia, pero es evidente teniendo en cuenta que es en este país en donde concentra su mayor actividad actualmente.

“Aunque la empresa no está segura del alcance de la investigación, lo que está haciendo la SEC no significa que tenga una opinión negativa sobre la empresa. La compañía ha cooperado plenamente y se compromete a seguirlo haciendo”, dijo la firma.

Para Houston American no es posible predecir cuánto durará la investigación, ni a qué sanciones se verá expuesta y si esto, eventualmente, puede ocasionar efectos adversos sobre sus resultados financieros u operativos.

Houston American Energy tiene participación activa sobre seis bloques exploratorios y productores en Colombia, y unos más en Texas y Louisiana. Hace exactamente un año contrató los servicios de Interbolsa para listar sus acciones en la Bolsa de Valores de Colombia.

En ese entonces, creyó que el proceso le tomaría entre cinco y seis meses, sin que hasta el momento se haya producido nada más que el anuncio.

Golpe accionario

A Houston American Energy los inversionistas le han cobrado, y duro, sus más recientes anuncios, como el de la venta de activos colombianos a Sinopec, los fracasos exploratorios y ahora, la investigación de la SEC.

En los medios especializados de Estados Unidos surgió recientemente una versión según la cual la empresa estaría al borde de la quiebra, pero de inmediato los directivos desmintieron la información.

Sin embargo, la crisis es evidente: sus acciones en el American Stock Exchange (Amex) han caído más del 90% en lo corrido del año, desde US$18 en enero a apenas US$1,76 al cierre del 25 de abril.

El descalabro mayor lo sufrió una vez anunciada la investigación de la SEC en su contra. Sus títulos cayeron, en solo una semana, más del 54%. Pasaron de US$3,5 a US$1,6.


¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?