| 10/1/2010 7:00:00 AM

Tres cambios claves para el mercado de valores

En el primer panel del II Congreso de Asobolsa participó como moderador el consultor del Banco Mundial, Clemente del Valle. En exclusiva con Dinero.com, explicó algunas estrategias que se deben aplicar en el mercado de valores para garantizar su desarrollo.

La Asociación de Firmas Comisionistas de Bolsa, presentará en su segunda versión del Congreso Asobolsa, “Mercado de Capitales: La alternativa para financiar el próximo quinquenio”, unas iniciativas estratégicas para hacer que el mercado de capitales colombiano sea una pieza clave en el financiamiento del sector privado. El consultor del Banco Mundial, Clemente del Valle le explicó a Dinero.com cuáles son las estrategias más urgentes para lograr el desarrollo de este mercado.

“Hay que hacer ajustes en la oferta y la demanda del mercado de capitales, unos más profundos que otros. Las estrategias que se han identificado tienen en cuenta las dificultades específicas que hacen que el ahorro institucional presente inconvenientes a la hora de encontrar inversiones atractivas”, comentó Del Valle.

Con estas iniciativas el consultor cree que se puede mejorar el limitado acceso a mercados, los problemas de institucionalidad, el prestigio del sistema de regulación y supervisión y la falta de internacionalización de este sector. “Son estrategias que sirven para encaminar el sector por la vía del desarrollo, pues en los últimos años se ha perdido la visión de hacia dónde va el mercado de capitales”.

1. Ampliación del acceso del sector real al mercado de capitales

La propuesta es fomentar el desarrollo de un mercado privado de valores que sea exclusivo para inversionistas profesionales. “El mercado colombiano está limitado a ser un canal de oferta pública y ese canal abierto a mucha gente, en donde caben los que no tienen los suficientes conocimientos financieros”, dijo Del Valle.

El consultor considera que la regulación para el mercado privado es pesada y muy lenta, tanto para las empresas que buscan financiación, como para los intermediarios que tienen los recursos. “No es necesario que un proceso de emisión dure en revisión hasta un año para poder realizarse, los inversionistas profesionales deben estar en la capacidad de gestionar sus propios riesgos. Este cambio es fundamental pues está comprobado que en el mundo el 50% del mercado de capitales se mueve por medios privados. Adicionalmente las estrategias propuestas traen hojas de ruta para cada una de las locomotoras económicas del gobierno”, dijo.

Los mercados de capitales privados se han desarrollado a través del mercado mayorista, porque están hechos para ese tipo de inversionistas. En un modelo de capital privado los inversionistas institucionales deben concentrar su modelo en gestionar los riesgos, diversificar sus portafolios y analizar sus inversiones pues la función del supervisor en este mercado se debe concentra en verificar el profesionalismo de los inversionistas y de los intermediarios involucrados en este tipo regímenes. “Las bajas calificaciones en títulos valores no necesariamente son malas, hay que aprender a diversificar el riesgo y a gestionarlo. En un modelo de capitales privados realmente la tarea del ‘due diligence’ es la que importa”.

Las emisiones de acciones y bonos que no se hacen por medio de una plaza pública como la Bolsa de Valores de Colombia, hacen parte del mercado de valores privado, así como los fondos de capital privado. En este momento en el país, no hay desarrollado un mercado de capitales privado que sea exclusivamente para profesionales del mercado de valores.

“Los fondos de capital privado son un ejemplo de mercado privado. Sin embargo, siguen teniendo un régimen especial. Terminó siendo un híbrido que no se ha desarrollado como se debe”, agregó el consultor.

2. Modernización de la regulación y marco institucional

“La regulación quedó centralizada en la Dirección de Regulación Financiera del Ministerio de Hacienda, que no funciona porque tiene un cuello de botella en su capacidad instalada que termina afectando a todo el sistema financiero”, argumentó Del Valle.

La propuesta, entonces, es aumentar el personal dentro de esa Dirección y crear una Sala del mercado financiero, otra del sector asegurador y otra del mercado de valores. Estas salas se encargarían de actualizar el marco regulatorio con los nuevos estándares de Basilea y acompañar el proceso de integración de las bolsa de valores de Perú, Chile y Colombia.

Adicionalmente, Del Valle propone crear un Instituto del Mercado de Capitales o un Consejo Superior del Mercado de Capitales, como el que propone Asobolsa,  que se dedique exclusivamente a acompañar y asesorar a todos los actores del sector. Hace algunos años, en el país se había creado el “Comité de Promoción del Mercado de Capitales” que no funcionó, pues nunca se definieron sus funciones. “Algo así como es Colombia Capital pero que tenga una cobertura general, para mercado de valores público y privado”.

Por otro lado, en la parte de supervisión, para el consultor el problema radica en que la estructura interna de la Superintendecia Financiera no es muy eficiente. “Es un modelo que se centra en el tema de los riesgos pero sin sectorizarlo”. Lo que esto quiere decir es que la supervisión actual no separa los temas prudenciales, que son más del sector bancario, de los temas de conductas, que son más del mercado de valores. "Hay que crear una matriz que separe las dos áreas. Definitivamente el tema prudencial es muy diferente al de conductas".

En este sentido, la propuesta  incluye también que la regulación y la supervisión deban tener mecanismos de rendición de cuentas para optimizar la eficiencia. “Es importante que siempre se midan los costos y los beneficios de las normas para ver si es necesario presentarlas. Muchas veces esa ineficiencia se traduce en costos muy altos para la industria”, expresó Del Valle.

3. Globalización e integración regional del mercado de valores

En Colombia, la inversión extranjera encuentra obstáculos como el registro previo de las operaciones ante el Banco de la República, la obligación de crear un fondo para el manejo de la inversión y los tiempos de cumplimiento de las operaciones.

Las propuestas, para esto son la creación de     mecanismos de acceso directo a inversionistas extranjeros, facilitar la llegada de intermediarios, la posibilidad de inscribir Global Depository Notes o GDN, que vienen siendo lo mismo que los ADR pero con renta fija y armonizar la regulación entre los países con los cuales busque profundizar el acceso. “Es importante pues evita arbitrajes, abusos a los consumidores y brinda más instrumentos y servicios para los inversionistas”, finalizó el consultor.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?