| 9/24/2010 3:30:00 PM

Subastan desde cuadros hasta "aviso" de Lehman Brothers

La casa Christie's subastará el cartel de metal bruñido de tres metros (10 pies) que supo adornar la sede central europea del banco de inversiones Lehman Brothers, junto con pinturas, muebles y otros objetos de la entidad que colapsó al inicio de la crisis económica, en septiembre de 2008.

La subasta de los artículos, por un valor de millones de dólares o euros, contribuirá a pagar a los acreedores de Lehman.

La declaración de bancarrota del banco fue la más grande de la historia de Estados Unidos y ayudó a causar una de las peores crisis desde la Gran Depresión de los años 30.

El viernes, Christie's organizó una exhibición de los artículos, que se espera se vendan por unos dos millones de libras (3,1 millones de dólares).

Entre los 300 lotes, hay obras de artistas modernos como Gary Hume, Robert Rauschenberg y Lucian Freud, una colección de pinturas de motivo marítimo y deportivo y adornos de oficina, como potes para té antiguos, barcos en miniatura, cajas de cigarros, animales de bronce y cerámicas chinas.

El cartel está valuado entre 2.000 y 3.000 libras y también está disponible una placa para celebrar la inauguración del edificio en 2004, por entre 1.000 y 1.500 libras, que incluye el nombre del entonces secretario del Tesoro y luego primer ministro, Gordon Brown.

La obra más cara es una fotografía de gran tamaño de la Bolsa Mercantil de Nueva York en plena actividad, tomada por Andreas Gursky. Será vendida por separado el mes próximo, por un precio estimado de 100.000 a 150.000 libras.

La subasta es el miércoles en Londres. Este sábado, Sotheby's venderá en Nueva York otras obras de arte de la colección de Lehman, en una subasta que se espera recaude 10 millones de dólares. Es una ínfima fracción de los 613.000 millones de dólares que Lehman debía cuando dejó de existir.

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?