| 10/26/2011 12:20:00 PM

Sindicato desmiente desmanes en campos de Pacific

El sindicato de trabajadores de la petrolera estatal de Colombia desmintió que se hayan presentando sabotajes o desmanes en los campos de la multinacional canadiense Pacific Rubiales Energy (PRE).

El presidente de la Unión Sindical Obrera de la Industria del Petróleo (USO), Rodolfo Vecino, aseguró a Efe en Bogotá que las afirmaciones de la PRE sobre ataques de unos desconocidos a sus instalaciones "no son ciertas".

Las denuncias las hizo el martes el vicepresidente de asuntos corporativos de la multinacional, Federico Restrepo, para quien se trata de "hechos violentos" que colocan a la compañía ante la "necesidad de cerrar" sus campos en Colombia.

La canadiense extrae en Rubiales unos 230.000 barriles diarios de crudo, lo que equivale a la cuarta parte de la producción nacional, lo que convierte en la segunda empresa del sector en el país, después de la Empresa Colombiana de Petróleos (Ecopetrol).

Los yacimientos, situados en Puerto Gaitán, son explotados por una sociedad de PRE y Ecopetrol, en la que la primera participa con el 40 por ciento de las acciones y la segunda con el otro 60.

Las operaciones de la PRE en Colombia se han visto alteradas en varias ocasiones desde mediados de julio pasado, por protestas y paros de trabajadores de firmas contratistas y subcontratistas que reclaman mejores condiciones salariales, laborales y de bienestar en los campamentos.

El más reciente movimiento comenzó el martes, con una "asamblea permanente" o suspensión de actividades en la que participan unos 4.000 trabajadores, dijo Vecino en declaraciones por teléfono.

El sindicalista sostuvo que las denuncias sobre violencia en los campos son "una nueva movida o una estratagema de Pacific y el Gobierno para tratar de deslegitimar la justa protesta de los trabajadores, que es una protesta pacífica". "En ningún momento han ocurrido hechos como los que están planteando, y la USO tampoco ha orientado hechos de esta naturaleza", agregó Vecino.

Por el contrario, es la multinacional la que ha establecido restricciones en la zona de explotación, como el bloqueo con cuatro portones de la carretera nacional que lleva hasta los yacimientos.

Los trabajadores están en un movimiento pacífico y seguirán en la protesta hasta que el gobierno, la multinacional canadiense y Ecopetrol cumplan con un acuerdo previo sobre salarios y otras peticiones laborales de los obreros.


EFE
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?