| 12/21/2006 12:00:00 AM

Se define el futuro del Éxito

Suramericana de Inversiones y Grupo Nacional de Chocolates no planean vender sus acciones ni en el mediano ni en el corto plazo y la Superintendencia de Industria y Comercio aprobró la operación con Carulla Vivero.

Dos noticias sobre los nuevos movimientos de Almacenes Éxito se produjeron casi en simultánea: la aprobación de la compra de Carulla Vivero por parte de Almacenes Éxito y, y la decisión de Suramericana de Inversiones y del Grupo Nacional de Chocolates de no vender sus acciones en la compañía.

La Superintendencia de Industria y Comercio aprobó el negocio entre Carulla Vivero y Almacenes Éxito con ciertas condiciones, con miras a evitar que la nueva compañía no tenga una posición dominante en el mercado y perjudique los intereses del consumidor.

Una vez conocida esta aprobación, Suramericana de Inversiones, en su junta directiva, al igual que el Grupo Nacional de Chocolates y sus subordinadas Valores Nacionales S.A. y Distribuidora Maple de Colombia Ltda, decidieron no vender sus acciones y la de sus filiales, que corresponden al 8,28% y al 2,39% de Almacenes Éxito, respectivamente, ni en el corto ni en el mediano plazo, porque le apuestan a la consolidación de la compañía.

Suramericana de Inversiones y el Grupo Nacional de Chocolates precisaron que no forman parte de los accionistas que firmaron un acuerdo con la empresa chilena Cencosud para venderle sus acciones.

Según la información enviada por Suramericana de Inversiones a la Superintendencia Financiera, “la Sociedad ha decidido no vender ni en este momento, ni en el mediano plazo, su participación en dicha compañía (Almacenes Éxito), toda vez que considera importante potenciar el futuro de Almacenes Exito, especialmente cuando ha sido aprobado por parte de la Superintendencia de Industria y Comercio la adquisición por parte de dicha sociedad de las acciones de Carulla Vivero, según información divulgada en el día de ayer”.

La comunicación del Grupo Nacional de Chocolates se produjo en términos muy similares.

Quienes están interesados en venderles sus acciones a Cencosud son los miembros de la familia Toro, fundadores de El Éxito en Medellín, quienes poseen el 24, 55% de las acciones de Almacenes Éxito.

Por el consumidor
En cuanto a la aprobación por parte de la Superintendencia de Industria y Comercio, es necesario aclarar que en el “retail”, la posición dominante debe estudiarse en mercados locales, en ciudades y barrios específicos, no en todo el país, pues al consumidor de Barranquilla no lo afecta la ubicación de un local de la misma compañía en Bogotá. Lo afectan directamente el número de almacenes que existan en su cuadra, en su vecindario, y por eso, solo a partir de allí es posible analizar la verdadera competencia y la oferta de diferentes precios para el público.

La Superintendencia entonces, encontró cerca de 100 mercados locales regionales, de los cuales 69 no presentaban problema alguno. Era necesario estudiar el comportamiento de precios y la ubicación de la competencia en otros 29 lugares del país. Estos análisis, con pruebas y documentos en mano, le permitieron a la Super descartar otro grupo de mercados, bien fuera porque en varios de ellos va a llegar competencia potencial en el corto plazo o porque los hábitos de consumo son diferentes. Al final quedaron 13 mercados que no eran un obstáculo para impedir la fusión, pero sí requerían tomar medidas para defender los intereses del consumidor.

Fue así como el ente decidió que Almacenes Éxito una vez compre Carulla Vivero, deberá vender 11 almacenes, en puntos específicos de la ciudad y con marcas claras, así: 4 almacenes Merquefacil, 5 almacenes Carulla, un Pomona y un Ley.

Por otra parte, la Superintendencia sugirió vender cuatro marcas: Frescampo, Cadenalco, Surtifruver y Merquefàcil, en ciertas condiciones, a compradores que realmente no afecten la verdadera competencia y con ella, posibilita ofrecerles precios justos al consumidor.

La entidad de control también consideró importante vigilar las compras a los proveedores por parte de la nueva compañía y señaló 10 comportamientos importantes y necesarios para evitar confusiones. El principal comportamiento es que la nueva compañía no podrá firmar cláusulas de exclusividad con los proveedores y tampoco podrá solicitarles que les informen sobre las condiciones bajo las cuales negocian con la competencia.














¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?