| 8/5/2005 12:00:00 AM

RSS: La Revolución Naranja

La nueva tecnología de lectura de contenidos en Internet es la respuesta a un universo informativo cambiante y que no para de crecer. Ahora Internet navega hacia usted.

Obtener una variedad de información actualizada sin la necesidad de visitar sitio por sitio, traía problemas como la saturación del correo electrónico con boletines periódicos que llevaban a su vez rémoras informativas inútiles que no hacían más que robarle capacidad necesaria al buzón, y posteriormente hacerlo el blanco de miles correos inesperados y nunca pedidos que se bautizaron como spam.



Después de cientos de problemas legales, miles de correos de respuesta de lectores cansados con la información complementaria no pedida, millones de virus atados a correos sorpresa y montones de tiempo perdido buscando la noticia que se quería, llegó un sistema que se ha constituido en una novedad mundial para poder estar actualizado de información sin los problemas del pasado y con una organización temática que hace de mucha información un paquete de comunicación fácil de consultar.



Tal comodidad es posible gracias al servicio Really Simple Syndication (RSS), un nuevo desarrollo de comunicación por Internet que se basa en el protocolo de mensajería XML (primo del tradicional http).



Ahora, a través del formato RSS y a las aplicaciones especializadas en leerlo (conocidas como lectores RSS o agregadores) los usuarios ya no tienen que ir a buscar las informaciones, sino esperarlas en su computador haciendo clic en el icono naranja en el borde inferior de su pantalla. Si de todas formas llega en un momento inoportuno, entonces, ¡simplemente se ignora su timbre!



Con el RSS se puede recibir los titulares de muchos medios de comunicación y weblogs que llegan a su ventana naranja, leerlos muy rápidamente y hacer clic solamente sobre los que interesan. Es como una secretaria, pero virtual.



Estos servicios son en la mayoría de las veces gratuitos - como en Dinero.com -, pero requieren que el usuario o lector instale un software que debe estar disponible en la página web que desea leer (Ver recuadro 'Su Uso'). Desde hace meses periódicos online como New York Times o Washington Post prestan el servicio, y desde hace un par de semanas las revistas Dinero y Semana en nuestro país, también lo vienen ofreciendo para compartir titulares de noticias y breves descripciones.



Revolución en marcha



La principal función de RSS es la de suministrar titulares de noticias. Sin embargo, al ser un formato muy flexible, permite darle otras funcionalidades distintas a la de la propia distribución de contenidos, gracias a la combinación de diversas aplicaciones y programas con RSS.



A partir de este formato se ha venido desarrollando una cadena de valor nueva en el sector de los contenidos para Internet que está cambiando las formas de relación con la información tanto de los profesionales y empresas que viven en Internet como de quienes lo usan como canal complementario, además de los usuarios finales.



Esto se refleja en que hace si bien hace seis años Netscape inventó esta forma de conseguir información (Ver recuadro 'Su Origen') para su reducida comunidad de navegantes, en 2003 ya había logrado alrededor de 500.000 servicios de distribución de contenidos en RSS; y para la primera mitad de 2005 se superan los 7,3 millones lo servicios sobre la plataforma y se ha popularizado de tal forma que se habla de RSS como una de las tecnologías revolucionarias de Internet, especialmente para usuarios más avanzados, es decir que manejan altos volúmenes de información como parte de sus rutinas profesionales y personales.



AllConsuming, NewsIsFree, sindic8, Blogdigger, y un largo etcétera de empresas están explorando nuevas formas de uso y distribución de contenidos informativos con fines comerciales incluso. Ahora mismo, diversos anunciantes por Internet lo usan, pues pueden lograr que su publicidad sea segmentada con mayor exactitud gracias al tipo de público y los temas que éste elige, aumentado su efectividad toda vez que quien la recibe la espera y quiere saber del producto o servicio anunciado, por lo que el trabajo y la inversión de las agencias no terminan en la papelera sin ser leída.



Más allá de las noticias



Pero los usos del RSS ya van más allá de lo meramente informativo. Por ejemplo en e-commerce se ofrece como un servicio para limitar el seguimiento de búsquedas, es decir, si deseamos ser los primeros en enterarnos de la salida a subasta en eBay de un determinado producto que llevamos varias semanas buscando, o el libro más reciente de nuestro autor favorito en Amazon, pues ahora en vez de realizar todos los días la misma búsqueda para ver si hay algún resultado nuevo, RSS nos puede dar la noticia actualizada y automática. De nuevo nuestra secretaria virtual y su aviso naranja nos harán la vida más fácil.



Incluso el nuevo formato sirve para hacer seguimientos de sus inversiones, pues si usted dispone de una serie de acciones invertidas en bolsa, RSS también permite obtener sus cotizaciones y mostrarlas en un lector de noticias. De esta forma, permite saber, por ejemplo, cada vez que se produzca un cambio importante en el valor de las acciones. El lector de RSS se encargará de seguir la cotización de forma automática, sin necesidad de que el usuario tenga que acceder continuamente a un sitio web para disponer de esa información.



RSS puede ofrecer una inestimable ayuda a la hora de obtener estadísticas de tráfico y lectura de forma rápida y automatizada. En el caso de un sitio web, por ejemplo, se puede conocer el número de visitas, sesiones, páginas vistas, etc. En el caso de un sistema de venta online, podría conocerse en todo momento el número de ventas realizadas en el día, qué productos son los más vendidos, etc.



Para la educación los archivos RSS pueden utilizarse para sindicar de forma muy efectiva noticias sobre investigación, módulos de aprendizaje, nuevas publicaciones, trabajos científicos, o cualquier clase de material que requiera el navegante para un trabajo de investigación sin gastar demasiado tiempo en búsquedas infructuosas.



En general todo aquello que por su naturaleza pudiera ser dinámico e interesante para un grupo de lectores es apropiado para el formato RSS. Es tan clara la bolsa de sus posibilidades, que continuamente surgen nuevos proyectos e ideas en las que se dan nuevas funcionalidades a este formato. Por ejemplo, conectar RSS con sistemas de mensajería instantánea, transformar RSS en mensajes de email, convertir los favoritos del navegador en RSS, etc.



Un evento que marca el impacto de este formato de comunicación en Internet es que en los planes de Microsoft para su nuevo sistema operativo, conocido como LongHorn, incluirá un lector de RSS integrado dentro del propio sistema operativo. Este lector podría ser incluso usado por Microsoft para ofrecer información sobre las actualizaciones del sistema, transformando así a RSS en una pieza clave del propio sistema operativo.



Pero cuidado, al ser inherente a un sistema operativo, se convierte en una nueva ventana para vulnerabilidades de seguridad para su sistema. Por eso lo preferimos libre y sin apellidos poderosos. Así son los revolucionarios de casta.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?