| 3/18/2008 12:00:00 AM

Política no debe impedir voto de TLC

El presidente de EE.UU., instó al Congreso a no permitir que la política obstaculice una votación sobre un pendiente acuerdo comercial con Colombia.

"Pido a los miembros de ambos partidos que se aseguren de que la política no se interponga en el camino de una prioridad para nuestro país y, francamente, en un voto que ayudará a la gente aquí en los muelles," afirmó Bush en un discurso en un puerto en Jacksonville, Florida.

"El tiempo es urgente. Este acuerdo es demasiado importante como para ser demorado por más tiempo," agregó.

El Gobierno de Bush ha estado presionando al Congreso para que actúe rápidamente en la aprobación de un pacto comercial bilateral con Colombia, pero los legisladores demócratas han bloqueado el acuerdo por preocupaciones sobre la violencia en contra de dirigentes sindicales en ese país sudamericano.

Funcionarios han dicho que la Casa Blanca podría enviar el acuerdo al Congreso luego de que los legisladores regresen de un receso legislativo y logren superar las diferencias.

El acuerdo "está en nuestro interés de seguridad nacional y en nuestro interés económico," dijo Bush.

El mandatario identificó, además, a las exportaciones -y a las posibilidades de un creciente comercio internacional- como un punto fuerte dentro de la alicaída economía estadounidense.

 

Durante una gira por Florida, Bush tiene previsto promover su agenda comercial en lo que resta de su mandato y de nuevo pedirá la ratificación del TLC, según dijo el portavoz de la Casa Blanca Tony Fratto.

"Los tratados comerciales nunca son fáciles, siempre son asuntos muy difíciles" y viscerales, especialmente cuando hay cierre de fábricas por la competencia exterior, reconoció Fratto en declaraciones a la prensa rumbo a Florida.

Aunque los problemas son más visibles, los beneficios del comercio "se esparcen de forma amplia a través de la economía", señaló Fratto.

No es fácil percibir los beneficios del comercio, como la generación de oportunidades económicas o el aumento de productos de alta calidad a bajo costo, pero resulta más fácil ver el cierre de una fábrica en Ohio o Michigan, explicó el portavoz.

Sobre el TLC con Colombia, Fratto expresó confianza de que el Gobierno de Bush logrará "acomodar" las exigencias de los líderes del Congreso para conseguir la ratificación del pacto.

Fratto se refirió a que los demócratas han exigido, entre otras cosas, que se extiendan los beneficios de la llamada Ley de Ajuste Comercial (TAA, en inglés) para los trabajadores estadounidenses perjudicados por el comercio exterior.

Los demócratas también siguen insistiendo, aunque con menos frecuencia, en que el Gobierno de Colombia haga más para combatir la impunidad, la parapolítica y la violencia contra los líderes sindicalistas.

El pasado 13 de marzo, la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, dijo, en resumen, que antes de siquiera debatir el TLC, tiene que aprobarse la TAA.

Al respecto, Fratto dijo que "ciertamente queremos conversar" con los líderes del Congreso sobre la TAA, porque "creemos que es importante que funcione, que tenga los fondos y ayude a los afectados por el comercio".

Fratto reiteró que Bush enviará al Congreso el proyecto de ley para la puesta en marcha del TLC con Colombia después del receso de dos semanas del Legislativo, pero el mandatario "no ha dado una fecha específica".

 

 

Agenciasº

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?