| 1/26/2012 12:03:00 PM

Pacific Rubiales se quedará con el 2,8% adicional de PetroMagdalena

PetroMagdalena (antes Alange) pagará con acciones una deuda que adquirió con Pacific Rubiales Energy por US$6 millones, derivada de la operación del Bloque Topoyaco, ubicado en la cuenca del Putumayo.

La perforación del pozo Yaraquí 1-X, en el que se comprobó la presencia de hidrocarburos, costó US$24 millones, que debían ser asumidos en partes iguales por Pacific (operadora del bloque) y PetroMagdalena.

La antigua Alange prefirió cancelar una deuda pendiente de US$6 millones correspondientes a la perforación de ese pozo, a través de una emisión de acciones a favor de Pacific, para no ver afectado su flujo de caja.

Así, PetroMagdalena emitirá 4.826.600 nuevas acciones comunes para poner fin a la deuda, que corresponden a un 2,79% de las 143 millones de especies en circulación de la empresa. Sumado a la participación que ya tenía Pacific en PetroMagdalena, la cifra queda en 4,4%.

El acuerdo de acciones por deuda fue negociado el 19 de enero de 2012, utilizando un precio de acción de 1,25 dólares canadienses por título (superior a lo que se cotizaba la acción).

La emisión de acciones comunes está sujeta a la aprobación del mercado Venture de la Bolsa de Toronto, dijo la empresa en un comunicado.

Bloque Topoyaco

La operación del Bloque Topoyaco, ubicado en Putumayo, quedó en manos de Pacific Rubiales, en medio de un revolcón administrativo que emprendió la antigua Alange Energy Corp. a mediados de 2011 para limpiar su imagen.

Cuando en empresa estuvo a cargo del venezolano Luis Giusti, ex presidente Pdvsa, fue presentado un informe financiero correspondiente al tercer trimestre de 2010, en el que algunas cifras resultaron falsas, como después lo reconoció la compañía en un comunicado.

Posteriormente, Alange Energy sufrió cambios administrativos que llevaron al cambio de directivos y hasta de razón social por PetroMagdalena Energy. Este revolcón incluyó el traspaso del 50% de la operación de Topoyaco a favor de Pacific Rubiales.

Los dos primeros pozos perforados, Topoyaco 1 y 2 no arrojaron los mejores resultados, y se inició la perforación del pozo Yaraquí 1-X.

El pozo arrojó muestras de petróleo de 6,5 grados API (extra pesado) a 10.500 pies de profundidad. Sin embargo, el hallazgo no resultó tan económicamente viable, debido al espesor del crudo, que hace difícil su extracción.

Ahora PetroMagdalena se concentrará en un campo vecino, Mecaya, en el que comparte  intereses con Gran Tierra Energy y que tiene muy buenas perspectivas, según comentó a Dinero.com un ejecutivo de PetroMagdalena.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?