| 7/1/2009 12:00:00 AM

Nuevo modelo para pagar a sus empleados

Con el fin de modernizar los sistemas de pago de bienes de consumo, ahora los empleadores cuentan con una nueva opción que permitirá entrar a la era digital. Se trata de Visa Vale.

La idea con este producto es reemplazar el popular voucher de papel por una tarjeta prepagada. El nuevo servicio estará dirigido a empresas que otorgan a sus empleados la opción de adquirir diferentes bienes de consumo, como por ejemplo gasolina o compras en supermercados.

Visa Vale en Colombia es una herramienta que busca redefinir el concepto de sistema de pago mediante bonos de consumo. La idea es sustituir el papel físico por una tarjeta prepago. Este lanzamiento trae consigo diversas innovaciones tecnológicas que beneficiarían a las empresas, los establecimientos comerciales y los trabajadores por medio del pago electrónico.

Entre las ventajas que este nuevo servicio ofrece, se cuentan la de tener un mayor control, seguridad, y acceso a todas las partes involucradas en la distribución del gasto de bonos de consumo. Funciona de manera electrónica mediante el uso de una clave personal en el datafono del punto de venta, lo que brinda mayor seguridad en la transacción.

La tarjeta prepagada es exclusiva para compras, por lo que no se permite acceder a dinero en efectivo en cajeros automáticos. Así mismo, para hacer uso de la tarjeta no es necesario abrir una cuenta en ninguna entidad bancaria.

Visa Vale, puede ser recargada cuantas veces sea necesario, incluso de manera electrónica. Se podrá usar en restaurantes, supermercados, estaciones de servicio y almacenes afiliados a la compañía financiera en todo el país.

“Esta tarjeta va a permitir bancarizar a un importante sector de personas en Colombia”, afirma el Director Regional de Productos de Visa para América Latina, José María Ayuzo. Inicialmente, la operación de Visa Vale en Colombia se implementará con CitiBank, Davivienda y Credibanco. “Con Visa Vale los bonos de consumo entran en la era digital, todos los empleados, empleadores, instituciones financieras, y el comercio ganan con un producto que ofrece mayor control sobre los recursos, simplifica procesos, y últimamente ahorra tiempo y dinero” agrega Ayuzo.

Este nuevo sistema de pago que entra en funcionamiento en el país, nació en Latinoamérica y tiene una historia exitosa en Brasil, en donde existen cuatro millones de afiliados, al igual que Argentina donde se alcanzó un poco más de 800.000 usuarios y Venezuela con 400.000 tarjetahabientes.

Este modelo de negocio es considerado un sólido y estable, pues simplifica los procesos de pago, reduce el tiempo destinado a su manejo, disminuye los costos operativos.

El uso de esta tarjeta es restringido y doméstico.

Actualmente se cuenta con 14.000 puntos donde se podrá usar el servicio, y al igual que la tarjeta de crédito, tendrá una vigencia de cuatro años.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?