Dinero.com Revista Dinero

Rodrigo Jaramillo, presidente del Grupo Interbolsa. Tanto Interbolsa como Corredores Asociados, dos de las firmas independientes más importantes del país, han anunciado que se encuentran formalmente en el proceso de búsqueda de socio estratégico. Por su parte, Bolsa y Renta acaba de integrar el 100% de su operación con la brasilera BTG Pactual.

| 6/21/2012 11:00:00 AM

Negocio en venta

La llegada de firmas de Brasil, Perú y Chile transformó a las comisionistas de bolsa. Ya no es un negocio para empresas familiares sino de grandes jugadores globales.

La llegada al mercado de valores colombiano del BTG Pactual, uno de los mayores bancos de inversión brasileros, demuestra que el proceso de consolidación de los comisionistas de bolsa en Colombia se ha acelerado. El sector tendrá cada vez menos jugadores, de mayor tamaño y que estarán directamente conectados con las fuerzas globales que rigen este negocio. Para estar en este sector se requiere cada vez de más capital, conocimiento y tecnología.

BTG Pactual compró la totalidad de Bolsa y Renta, una de las corredoras líderes del mercado. Su llegada se suma a la reciente compra de 51% de Correval hecha por el Banco de Crédito del Perú (BCP), el cual adquirió posteriormente 60% de la chilena IM Trust. Otras firmas internacionales, como la también chilena Larrain Vial, estarían buscando licencias para operar directamente en Colombia.

Además, algunas corredoras de bolsa independientes, como Interbolsa y Corredores Asociados, han anunciado que se encuentran en procesos formales de búsqueda de socios estratégicos. “El apetito por Colombia está en unos niveles impresionantes”, señala Jaime Humberto López, presidente de Asobolsa, gremio de los comisionistas.

¿Colombia en la mira? A pesar de la caída en los márgenes, la rentabilidad y la eficiencia de las casas comisionistas de bolsa colombianas durante los últimos años, y de la difícil coyuntura mundial, las perspectivas del mercado de capitales colombiano despiertan interés de los actores internacionales.

“Colombia es muy similar al Brasil de hace 15 años. Vemos muchas compañías listándose, fusiones y adquisiciones, una clase media y alta en crecimiento en los próximos años”, afirma Persio Arida, director de la junta de BTG Pactual.

Sin duda, habrá mayor demanda y oferta de instrumentos sofisticados de inversión. Por el lado de la demanda, el crecimiento económico vendrá acompañado de la consolidación y modernización de muchos sectores, con fusiones y adquisiciones de compañías que convertirán a muchos “viejos ricos” en los “nuevos líquidos” en el escenario de los negocios. Ellos necesitarán vehículos modernos para sus inversiones.

De otra parte, muchos colombianos con dinero en el exterior están regresando a invertir en el país y necesitan nuevas modalidades de inversión. Además, el atraso en sectores como infraestructura, agroindustria, vivienda, entre otros, crea la oportunidad para desarrollar nuevas carteras colectivas y fondos de capital privado.

Por el lado de la oferta, el país ha entrado en una nueva era en cuanto a la operación de los comisionistas. Con la integración de la Bolsa de Valores de Colombia (BVC), la Bolsa de Comercio de Santiago (BCS) y la Bolsa de Valores de Lima (BVL), la apuesta es regional. Este mercado ampliado, Mila, creó la segunda plaza por capitalización bursátil de la región.

De allí se deriva el interés. “Vamos a convertirnos en el banco de inversiones líder de Latinoamérica y en este proceso Colombia es una parte muy importante”, señala Arida de BTG Pactual. Del mismo modo, Credicorp Perú escindirá su negocio de banca de inversión y junto con Correval y la chilena IM Trust crearía una holding regional para el Mila.

¿Ser pequeño no sirve? Las firmas familiares locales, que no tienen los recursos para hacer las grandes inversiones necesarias en el nuevo escenario, tendrán que moverse rápidamente para buscar aliados estratégicos.

“Las firmas independientes son muy vulnerables. Tienen una capacidad de gestión limitada por la poca capacidad financiera”, afirma Rodrigo Jaramillo, presidente de Interbolsa, la firma independiente más grande del sector y una de las que más ha invertido en tecnología. En el caso de Interbolsa se ha hablado insistentemente de que los mayores interesados serían el Banco Itaú y/o el Banco de Brasil, entre otros. El proceso lo está manejando Bank of America y Merrill Lynch. Este proceso serviría, además, para solucionar diferencias que se han presentado entre algunos de sus socios.

Los múltiplos a los cuales se han dado las transacciones más recientes refuerzan el interés por vender. Se estima que ellas se hicieron por múltiplos entre dos y tres veces el valor en libros. Por 51% de Correval, cuyo patrimonio es alrededor de $94.600 millones, se pagaron US$76 millones (2,9 veces valor en libros). Por Bolsa y Renta se habrían pagado alrededor de US$51,9 millones (2 veces valor en libros). Muchas firmas medianas, como Ultrabursátiles, Serfinco y Alianza, estarían tratando de poner la casa en orden en preparación para procesos de venta.

Las firmas más pequeñas cada vez tienen menos espacio. Hoy, tan solo ocho firmas (de las cerca de 28 que existen) concentran alrededor de 90% de las operaciones del mercado y el patrimonio promedio de esas veinte restantes no supera los $10.000 millones. Para que estas pequeñas firmas no desaparezcan, solo tienen dos caminos: vender o fusionarse con otras, o especializarse en algún tipo de cliente, producto o servicio. Hay una ley en camino que facilitaría la conversión y aparición de entidades especializadas en el mercado de valores, como distribuidores de fondos, gestores y custodios, entre otras.

Queda abierta la pregunta de qué harán los grandes grupos financieros ante esta transformación. Valores Bancolombia es la única firma destacada en la actividad comisionista que pertenece a uno de los líderes del sector financiero. “Somos conscientes de las grandes posibilidades competitivas que tiene un comisionista. Buscamos que un cliente pueda conseguir todos los servicios financieros y de inversión en un solo lugar. Vamos a aprovechar la red de distribución y la gran base de clientes que tenemos”, afirma Juan Felipe Giraldo, vicepresidente de Valores Bancolombia.

En el grupo Bolívar, el nombramiento de Daniel Cortés, extesorero del Citibank, como responsable de todo el tema de inversiones del conglomerado es visto como señal de que este negocio ha adquirido una nueva dimensión en la estrategia de Bolívar. Por su parte, Aval tiene la firma Casa de Bolsa, pero esta nunca ha ocupado posiciones de liderazgo. Se espera que habrá una actividad importante de los grandes grupos financieros locales en el sector comisionista, pues no tiene sentido que dejen al descubierto este frente, por el cual están entrando grandes actores internacionales que luego buscarían participaciones más amplias en el sector financiero colombiano.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×