| 1/15/2012 7:00:00 AM

Mercados emergentes impulsarán la economía global, según estudio

El más reciente informe de MasterCard Insights sobre el panorama a mediano plazo del consumo mundial, pronostica que el gasto discrecional entre los mercados desarrollados y los emergentes alcanzará la paridad en los próximos cinco años.

El informe “Panorama sobre el gasto de los consumidores y la generación de valor en la nueva economía global” explica que entre 2012 y 2016, los mercados emergentes agregarán un promedio de US$1,2 billones (millones de millones) en gasto de los consumidores a la economía mundial anualmente.

Mientras tanto, los mercados desarrollados agregarán sólo alrededor de US$700 mil millones. Los mercados de transición (los impulsores clave de Europa Oriental) agregarán otros US$95 mil millones.

Adicionalmente, el informe analiza las implicaciones económicas que dichos cambios en el consumo mundial tienen para las empresas y, en particular, hace énfasis en la relación entre el consumo y la generación de valor en una economía de mercado.

“La demanda del consumidor es la que determina en última instancia si las empresas, luego de las inversiones requeridas para desarrollar sus productos y servicios, han logrado generar valor”, afirmó Yuwa Hedrick-Wong, asesor económico mundial de MasterCard Worldwide.

Entre el 2008 y 2016, la porción de consumo doméstico en los mercados desarrollados disminuirá del 77,4% en el 2008 al 58,3% en el 2016.

A su vez, los mercados emergentes aumentaran en la porción de consumo del 19,5% en 2008 al 38,7% en 2016, sin registrarse modificaciones en la porción de los mercados de transición.

“En conjunto, estos tres grupos de mercados representan la porción preponderante del crecimiento del gasto mundial de los consumidores”, señala el informe.

El estudio revela que entre 2000 y 2008, los mercados desarrollados representaron el 88,2% del crecimiento global en el gasto discrecional, mientras que los mercados emergentes representaron el 9,2%, seguido por los mercados de transición con un 2,6%.

En los próximos cinco años, las porciones de crecimiento en el gasto discrecional entre los mercados desarrollados y los emergentes serán casi iguales (el 49,0% contra el 47,8%) y es este, el cambio que impactará fuertemente en las empresas.

“Muy posiblemente sea la primera vez en la historia que los consumidores de los mercados emergentes impulsan la generación de valor en igual medida que los consumidores de los mercados desarrollados,” sostuvo el Hedrick-Wong.

De acuerdo con el informe, la magnitud del consumo doméstico en los mercados emergentes rondará los dos tercios, en relación con el de los mercados desarrollados para el 2016, en comparación con una cuarta parte en el 2008.

¿Qué pasará con el consumo?

Se espera que la magnitud de los “consumidores activos”, definidos como aquellos que tienen entre 15 y 65 años de edad, continúe en aumento en los próximos años en los mercados emergentes, mientras que se proyecta que permanezca sin cambios en los mercados desarrollados.

Así mismo, las implicaciones para las empresas del segmento de consumidores jóvenes se volverán vitales en términos de sacar provecho a las tendencias tecnológicas, a la información que involucre al consumidor y a los canales de comercialización.

“Los mercados emergentes están listos para tomar la delantera en los años venideros. Esto también ubica a los consumidores de los mercados emergentes en el asiento del conductor en cuanto a las innovaciones tecnológicas”, indicó Hedrick-Wong.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?