| 9/2/2005 12:00:00 AM

Los coletazos de "Katrina"

Ricardo Durán, director de investigaciones de Corredores Asociados y columnista de Dinero.com, analiza las consecuencias de "Katrina" en los mercados

La semana pasada fue trágica para Estados Unidos, principalmente por los infortunados sucesos que causó el huracán Katrina en ese país pero también por la mala racha de datos que se publicaron de su economía. Esta nueva entrada de datos deterioró las expectativas de los mercados frente al panorama económico del gigante del continente americano, que se reflejaron en un dólar débil a nivel mundial. Los altos precios del petróleo y de la gasolina también sufrieron el paso del huracán, ya que alcanzaron nuevos máximos históricos por los problemas de producción presentados en el Golfo de México.



En general, a nivel local la mayoría de activos registraron valorizaciones por la combinación de un escenario interno y externo positivo. En el frente interno, la condiciones de liquidez continuaron holgadas y el comportamiento estable de la inflación en el mes de agosto aumentó la probabilidad de que el Banco Emisor cumpla su meta de este año (4,5%-5,5%). Los malos datos económicos provenientes de Estados Unidos fue un factor externo a favor de nuestros activos locales.



La deuda pública interna (TES) experimentó un comportamiento positivo la semana anterior por la alta liquidez presente en la economía, la inflación controlada y la caída registrada en las tasas de los bonos del tesoro americano (Treasuries).



El dólar presentó estabilidad en la semana aunque estuvo más presionado a la baja por el debilitamiento del dólar a nivel mundial y por la calma en la crisis política de Brasil, que llevó a su moneda (real brasilero) a revaluarse constantemente frente al dólar durante la semana.



Nuestros bonos externos también se vieron favorecidos por la caída en los rendimientos de los bonos del tesoro americano (Treasuries) que le dieron un impulso adicional durante la semana.



Por último, las acciones colombianas iniciaron una semana negativa debido a que se presentaron caídas significativas en sus precios, aunque la bolsa terminó la semana con un buen balance. Se observó una recuperación importante en los precios de las mayoría de las acciones al final de la semana, que estuvo apoyado por los fundamentes internos positivos y un buen animo comprador.



Lo que viene



Para la presente semana esperamos descensos moderados en el dólar. Los datos económicos publicados de Estados Unidos en los últimos días podrían seguir afectando negativamente el dólar a nivel mundial. La tendencia natural (sin intervenciones del Banco de la República) de nuestra moneda sigue siendo revaluacionista en el corto plazo, apoyada por los buenos fundamentales internos y por la coyuntura externa que se ha sumado en estos últimos días. Además, la crisis política en Brasil parece haber entrado en un momento de tranquilidad y su economía pasa por un buen momento, creando un escenario revaluacionista para la región. Será una semana de pocos datos provenientes de la economía local y americana, dejando un camino despejado para que continúen las presiones bajistas en la tasa de cambio.



La deuda pública interna puede seguir teniendo un buen desempeño durante la semana. Continuamos observando excelentes condiciones de liquidez en la economía y estabilidad en la inflación, que son positivos para los TES. Esta semana el sistema financiero no tendrá que cumplir con el requisito de la bisemana de encaje. La estabilidad en las tasas de los tesoros americanos prevista para esta semana por la ausencia de datos importantes y los factores internos positivos, estarán a favor de nuevas valorizaciones (graduales) en la deuda pública interna.



Después del descanso (corrección de precios a la baja) que se registró en las últimas dos semanas en la renta variable, esperamos que las acciones retomen su tendencia al alza durante esta semana. En un escenario interno de alta liquidez e inflación relativamente baja, donde los TES no se presenta un tendencia clara en el corto plazo y el dólar no ha sido una alternativa de inversión rentable hasta el momento, las acciones seguirán siendo una alternativa atractiva para los inversionistas, sin olvidar la alta valorización que ha experimentado el mercado de renta variable colombiano hasta la fecha.



*Ricardo Durán es Director de Investigaciones Económicas en Corredores Asociados. Sus opiniones son a titulo personal.



Email: rduran@corredores.com
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?