| 5/2/2012 5:00:00 AM

La meca de los carros

El boom que se vive el mercado de vehículos no solo hace sonar las cajas registradoras de importadores y ensambladores en el país.

También los concesionarios y los constructores de estas instalaciones –que incluyen salas de exhibición, ventas y talleres-, están encontrando en este sector un nuevo polo de negocios. Una de las compañías que se ha especializado en este segmento de construcción es Arpro, la constructora del grupo Chaid Neme.

En Bogotá, dos zonas han sido tradicionales en materia de operación de concesionarios de vehículos: la zona de Morato y la calle 127 arriba de la Avenida Boyacá. Sin embargo, directivos de Arpro aseguran que el crecimiento que reporta este sector está generando nuevos polos de desarrollo en la Avenida Eldorado y en el sector de la Calle 170 con Avenida Boyacá.

La construcción de cada vitrina de concesionario tiene un valor aproximado entre $8.000 y $10.000 millones, pues además de requerir fácil acceso, exige una construcción rápida, liviana y versátil para moverse o cambiar. En materia de arquitectura, las instalaciones de concesionarios cada vez utilizan más iluminación natural mediante fachadas flotantes en vidrio, ventilación natural y marquesinas que permiten un mayor número de horas hábiles de trabajo sin luz artificial.

Hasta el momento, en el grupo de concesionarios construidos por Arpro están los desarrollados para marcas como Ford, Toyota, Mazda, Volvo y Renault. Esta compañía también está construyendo la nueva vitrina Café-Volvo en la zona del Parque de la 93.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?