| 10/1/2011 2:00:00 PM

Hay $5.000 millones para subsidiar instalaciones de gas vehicular

Los dueños de vehículos matriculados en Bogotá y que circulan en esta ciudad o en los municipios aledaños, podrán aprovechar subsidios de hasta dos millones doscientos mil pesos para instalar gas vehicular y financiar el resto del valor con su recibo de gas natural domiciliario.

Los aportes para los subsidios provienen de Gas Natural Fenosa, Ecopetrol, TGI, (empresa encargada de transportar el gas al interior del país), estaciones de servicio de suministro de gas y los talleres amigos del aire, que pertenecen al programa de calidad y responsabilidad social de Gas natural Fenosa.

El objetivo es llevar este beneficio a 12.000 usuarios con necesidades de ahorro al finalizar este año y por eso además de los subsidios a la instalación y como un apoyo adicional Gas Natural Fenosa financiara el resto del valor con el recibo de gas domiciliario hasta por 24 meses y con la tasa de interés más blanda del mercado 0,53% mes vencido.

Tanto el valor de los subsidios como la tasa preferencial se sostendrán hasta el 31 de diciembre del 2011 o hasta agotar existencias de subsidios. A partir del 1° de enero de 2012 los valores de subsidio podrán variar y la tasa dependerá del mercado financiero; por eso se busca que la mayor cantidad de personas aprovechen los beneficios que se ofrecen antes de finalizar el 2011.

¿Cuánto puede costar?
Los incentivos que se están otorgando pueden reducir los costos a casi la mitad del valor de la instalación y en conjunto con las facilidades de financiación hacen que la inversión se recupere en pocos meses debido al ahorro del 50% del dinero que se gastaba en gasolina. En un taxi la cifra de ahorro se ve en forma clara, calculando el promedio de gasto en gasolina al mes, el cual puede llegar a $800.000 y al instalar gas este costo se reduce a $400.000 mensuales en promedio, lo que significa un ahorro de $4.800.000 al año.

Con 12.000 nuevos vehículos utilizando gas natural como combustible se dejan de emitir a la atmósfera 2.967 toneladas (Mensuales de CO2 (dióxido de carbono) gas producido por la combustión del motor y uno de los principales gases responsables del efecto invernadero causante del calentamiento global.

Actualmente circulan en Bogotá más de 90.000 vehículos a gas aproximadamente y gracias a esta sustitución de combustible la ciudad logra reducir en 25.000 toneladas al mes las emisiones de CO2 al ambiente lo que equivale a decir que la atmósfera ha dejado de recibir el equivalente a 700 tractomulas cargadas de CO2 cada mes.

¿Cómo funcionan los carros con GNV y por qué instalar en los talleres amigos del aire?
Lo único que esencialmente cambia cuando se instala gas natural vehicular es que se pueden recorrer más kilómetros con menos dinero ya que el funcionamiento es el mismo que opera con la gasolina. Otra de las ventajas es que los carros con gas usan los dos combustibles ya que no es una conversión a gas sino una instalación de otro combustible lo que permite que con sólo oprimir un botón el usuario se pase de un combustible a otro de acuerdo con sus necesidades.

En la instalación de este doble sistema no hay ningún tipo de intervención sobre las partes mecánicas del motor, ni en el sistema de encendido, culata, sistema de inyección, censores u otro tipo de elementos y la instalación del sistema de combustible de GNV se realiza dependiendo de la tecnología de cada vehículo.

Se debe tener, eso sí, cuidado al escoger el taller donde se haga la instalación. Por eso Gas Natural respalda a los talleres Amigos del Aire que han pasado por todas las pruebas de calidad exigidas por la compañía, además, son los únicos con la facilidad de pago por medio del recibo de gas natural domiciliario y sólo se dará para las personas que lleven a cabo su instalación en los talleres que hacen parte del programa Amigos del Aire.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?