| 6/21/2007 12:00:00 AM

Expectativas fiscales: política fiscal expansiva

La política fiscal parece poco consistente con una política monetaria anticíclica.

A finales de la semana pasada el Ministro de Hacienda presentó las perspectivas fiscales 2007 y 2008 las cuales lucen alentadoras e incluso sirvieron para mandar un mensaje sobre la posibilidad de que el gobierno sea un demandante neto de dólares el próximo año. Sin embargo, más allá de aceptar que la situación fiscal va bien y mejorando, es importante mencionar que en 2008 habrá una política fiscal expansiva poco consistente con la apremiante necesidad de enfriar el crecimiento económico para evitar presiones inflacionarias adicionales a las ya existentes.

En primer lugar es importante mencionar que se espera un deterioro en el balance fiscal entre 2007 y 2008 al pasar de un déficit estimado de 0.9% del PIB este año a un déficit de 1.4% del PIB el próximo año. No obstante, la situación es todavía mejor frente al déficit promedio de 2.3% del PIB anual observado en el lapso 2000 – 2003.

Lo que más llama la atención de los resultados proyectados por el gobierno para 2007 y 2008 es el fuerte descenso en el superávit del sector descentralizado, el cual pasaría de 3.1% del PIB en 2006 a 1.5% del PIB en 2008, aún con altos crecimientos económicos. El fuerte descenso del superávit del sector descentralizado en 2008 se debe, esencialmente, a la liquidación del FAEP (Fondo de Ahorro y Estabilización Petrolera) que se ubica dentro del rubro de empresas del nivel nacional.

En efecto, el artículo 143 del Plan Nacional de Desarrollo transfiere los recursos de ECOPETROL en el FAEP al Gobierno Nacional Central (estimados en $3.97 billones para el cierre de 2007) a pesar de que en la ley que se constituyó el FAEP quedó estipulado que “el traslado de estos recursos al Fondo no significa apropiación de ellos por parte de la Nación”. Para 2008 específicamente se espera una transferencia de $2.38 billones de lFAEP al GNC (0.6% del PIB), equivalente al 60% del saldo de ECOPETROL.

En consecuencia, hay un monto considerable de reducción del superávit del sector descentralizado que corresponde a un mayor ingreso del GNC para 2008. Este mayor ingreso se suma a los recursos extraordinarios del nuevo impuesto al patrimonio cuyo recaudo entre 2007 y 2008 ascenderá a $4.1billones, de los cuales el 85% se ejecutará en 2008. Esta situación de transferencia de recursos y mayor recaudo se traduce en una política fiscal expansiva para 2008 que se refleja en un crecimiento de 37% anual en el rubro de inversión que es el componente flexible del gasto público en Colombia.

Adicionalmente surgen cuestiones como una posible mayor necesidad de financiación en vigencias fiscales posteriores a 2008, dada la transitoriedad de parte importante de los recursos que contribuirán a financiar las necesidades del fisco en 2008. Esta política fiscal es poco consistente con una política monetaria anticíclica que ha intentado adoptar el Banco de la República desde hace un año, situación que podría implicar un mayor ajuste de la política monetaria (mayores tasas de interés), lo cual, finalmente, conduciría a que el costo de un menor crecimiento recaiga principalmente sobre el sector privado.

*Investigaciones económicas Correval

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?