| 12/15/2011 8:00:00 AM

Demandan a subsidiaria de GlaxoSmithKline por estafa

La Comisión de Valores de Estados Unidos acusó a Stiefel Laboratories Inc., subsidiaria de la multinacional farmacéutica en la Florida, de defraudar por más de US$110 millones a sus empleados en un plan de recompra de acciones.

La Securities and Exchange Commission (SEC) de Estados Unidos acusó a la filial del reconocido laboratorio farmacéutico, así como a su ex CEO, Charles Stiefel, de haber estafado a empleados y otros accionistas en un plan de acciones por la recompra de sus títulos a precios “severamente subvalorados”.

La SEC alega que Stiefel Laboratories Inc., que era una empresa familiar ubicada en Coral Gables, Florida, antes de ser adquirida por GlaxoSmithKline hace dos años, utilizó bajas valoraciones de recompra de acciones entre noviembre de 2006 y abril de 2009.

Laboratorios Stiefel al parecer omitió información clave que hubiera podido alertar a los empleados de que su acción en realidad valía mucho más, pero no ocurrió lo mismo con el entonces CEO, Charles Stiefel, y algunos miembros de su familia, así como algunos directivos, quienes sí obtuvieron la información.

En ese entonces, según la SEC, los laboratorios Stiefel eran los más grandes fabricantes privados de productos dermatológicos en el mundo.

"Laboratorios Stiefel y Charles Stiefel se beneficiado a expensas de los empleados que perdieron más de US$110 millones por la venta de sus acciones sobre la base de las valoraciones engañosas que se les entregaron", dijo Eric I. Bustillo, directora de la Oficina Regional de Miami de la SEC.

El plan de recompra resultó en estafa
Según la denuncia de la SEC, presentada en el Tribunal para el Distrito Sur de Florida, Laboratorios Stiefel habría comprado más de 750 acciones de la compañía de los accionistas entre noviembre de 2006 y abril de 2007 a un precio de US$13,012 por especie.

Charles Stiefel “sabía que cinco firmas de capital privado habían presentado ofertas para comprar acciones preferentes en noviembre de 2006 sobre una base de valoración entre 50% y 200% más alta que la utilizada más tarde para recompra de acciones”.

La SEC dice que entre finales de julio de 2007 y junio de 2008, Laboratorios Stiefel compró más de 350 acciones adicionales de los socios minoritarios de la compañía bajo el plan de recompra de acciones a US$14.517 por título.

También compró más de 1.050 especies de los accionistas fuera del plan de recompra, a precios aún más bajos.

La compra de GlaxoSmithKline

Desde finales de noviembre de 2008, Laboratorios Stiefel decidió buscar ofertas de adquisición de varias compañías farmacéuticas. El 26 de enero de 2009, GlaxoSmithKline expresó su interés en la adquisición de Stiefel Labs y firmó un acuerdo de confidencialidad.

En marzo de 2009, Charles Stiefel ordenó que las negociaciones en curso no fueran reveladas a los empleados, y “engañó a los accionistas diciendo que la compañía seguía siendo de propiedad familiar”.

Un mes después, Laboratorios Stiefel anunció su venta a GlaxoSmithKline por US$68.000 por acción, precio más de tres veces superior al que pagó a sus empleados y pequeños socios dentro del plan de recompra de acciones.

La demanda de la SEC busca un alivio permanente por mandato judicial, sanciones económicas, y la restitución de ganancias mal habidas con intereses antes del juicio contra los dos acusados, entre otras.

La investigación de la SEC fue realizada por el abogado de Drew D. Panahi y Kathleen Strandell, de la Oficina Regional de Miami de la SEC bajo la supervisión de Thierry Olivier Desmet y Christopher E. Martin.








¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?