| 5/25/2012 6:00:00 AM

Constructora Besalco de Chile avanza en su ingreso en Colombia

La empresa, que fue la primera en ingresar a la Bolsa de ese país, anunció que está en la recta final para entrar a Colombia y para ello ya tienen seleccionadas dos firmas en las que entrarían como socios.

Según lo dio a conocer el Diario Financiero, Víctor Bezanilla, presidente del grupo Constructora Besalco anunció que ya están en negociaciones para adquirir el 51% de un futuro socio en Colombia, aunque todavía no se han dado a conocer nombres. Se estima que la operación deberá concluir a finales de año.

Pero ahora el escenario podría ser diferente. Según explicó Bezanilla, a la prensa de Chile es que actualmente tienen “un par de empresas seleccionadas” para sondear de forma más minuciosa una eventual compra de participación.

“Nos gustaría ser controladores, claro que también pretendemos mantener el expertise local que ellos tengan, y mantener la administración”, agregó Bezanilla.

En 1995 Besalco ingresó al Mercado Accionario, siendo la primera constructora del país en cotizar sus títulos en la Bolsa. Sus unidades de negocio hay construcción, inmobiliaria, maquinaria, concesiones, montajes, entre otros, algunos también tienen presencia en Perú.

Besalco, que es constrolada por la familia Bezanilla, tiene un plan de inversiones de tres años de US$732 millones en concesiones, proyectos inmobiliarios y centrales eléctricas.

Del total de proyectos que van hasta el 2014, US$145 millones se destinarán exclusivamente a la generación hídrica.

Cabe recordar que Besalco actualmente participa en el mercado peruano, específicamente en el área inmobiliaria y proyectan ingresar al sector energía y minero, replicando el modelo de negocios que mantienen en Chile.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?