| 1/11/2007 12:00:00 AM

Con premio incluido

Una buena lectura a propósito de la innovación

Este libro no es una novedad en el mercado editorial, pero sí tiene mucha vigencia, porque habla de innovación y este tema se ha convertido en una prioridad para las empresas.

Además, está escrito por Seth Godin, uno de los escritores de marketing más reconocidos. Ya ha conquistado muchos seguidores con publicaciones anteriores como “La vaca púrpura”. Sus libros han aparecido en la lista de bestsellers de The Wall Street Journal, The New York Times y BusinessWeek..

En este libro recuerda la infancia de toda una generación que compraba cereales por el regalo que tenía adentro, y con este recuerdo muestra que lo importante hoy en día es el regalo de los productos. Cita muchísimos ejemplos de productos que han logrado el éxito por ese “adicional”. Por ejemplo, productos que además de ser útiles, son muy bonitos, y la gente los compra más por bonitos que por útiles. La belleza entonces, es el regalo.

Y este regalo es, para Godin, lo que hace a los productos verdaderamente innovadores.

Sostiene que la televisión ya no es un medio importante para vender, porque el consumidor ya no “come cuento” y se molesta con aquellos avisos que le interrumpen el programa, la información o la entretención. Los productos que hoy en día se venden son los realmente innovadores y las empresas deben invertir más en innovación que en publicidad.

A lo largo del libro cita frases como el producto es el marketing, las innovaciones deben ser sencillas, es fundamental crear la innovación y hacer que se concrete, y recuerde que el consumidor compra lo que quiere, no lo que necesita.

Es una lectura agradable, un libro fácil y rápido de leer.

Editorial Norma
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?