| 11/21/2011 7:00:00 AM

Colombianos exportan patas de pollo a Asia

Cuando nació Pimpollo en 1975 en Pereira, nadie se imaginó que en 35 años llevarían menudencias a la mesa de los chinos y los vietnamitas.

Asia es un mercado de oportunidades para Pimpollo, tanto que a pesar de la dificultad para llenar los contenedores y de los costos de transporte, cuando los contactaron intermediarios en 2008 y supieron que la demanda era alta, no dejaron desaprovechar la oportunidad. Así lo entendió Fabio Domínguez, gerente de la compañía.

El negocio ha crecido tanto, que en tan sólo tres años, pasaron de enviar de dos a seis contenedores, y de tener una oferta de sólo patas de pollo a incluir garras en sus embarques.

Opción: intermediarios
Empresas de Girón, Medellín, Pereira y Bogotá, tienen sus patas de pollo en el mercado asiático, pero no las envían directamente, su venta termina en puertos colombianos. La comercialización es a través de terceros, por eso algunos prefieren no hablar de exportaciones.

Esto se debe a que no es rentable exportar patas en pocas cantidades y un mayorista le compra a todas las avícolas este producto, para comercializar grandes volúmenes en China.

¿Cómo llevar las patas?
Según Proexport este producto entra principalmente por dos puertos en Asia: Haiphong (Vietnam) y por Hong Kong e ingresa a China vía terrestre a través de empresas o consignatarios especiales.

Las garras y patas de pollo se comercializan en cajas de 10kg, cuando llega el producto a ciudades como Guangzhou, se vende a mayoristas por lo que se recomienda que los empaques no tengan ni mayor ni menor volumen.

Destino: China
En 2010 Pimpollo llegó a exportar $2500 millones, a pesar de la dificultad de conseguir grandes cantidades de patas de pollo. Pero ahora enfrentan otro obstáculo, China tienen represados cargas del producto por una posible sobreoferta.

Sin embargo, el consumo de patas de pollo en China ronda el medio millón de toneladas anuales. Las importaciones han presenciado un rápido aumento en los últimos tres años alcanzando una variación positiva entre 2006 y 2007 del 41%. Al igual que la carne de pollo, el aumento de las importaciones de pata demuestra la confianza del consumidor en el producto, después del descenso contundente de los brotes de gripe aviar presenciados en 2004.

Las patas más pequeñas, las alas y las puntas de las alas, además de ser vendidas en los supermercados, se utilizan para su procesamiento industrial y para otro tipo de productos terminados. Las garras por su parte, se dirigen a los hipermercados y a restaurantes de gama alta.

Competencia y consumidores
El mercado de las patas de pollo es competido con Estados Unidos y Brasil. Por eso es importante tener en cuenta otros potenciales destinos: Argentina, Indonesia, Taiwán, Filipinas, Holanda y Francia. En el caso de España la venta de este producto está prohibida aunque también tenga una potencial demanda.

¿Cuánto valen las patas en Asia?
Los precios de pata de pollo procesada pueden ser entre 2,5 y 4 veces más altos que los precios de pata de pollo fresca, reflejando el valor agregado que le da el procesamiento industrial a la pata de pollo.

El Kilo de pata de pollo fresca cuesta entre US$2,43 y US$3,73 dólares presentando una variación de 53% en precio entre los segmentos altos y medio.

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?