| 2/24/2010 12:20:00 PM

Colombia busca reemplazar mercado venezolano

Una investigación académica aseguró que los esfuerzos de los exportadores colombianos por reemplazar sus ventas a Venezuela son "muy marginales" y no le han permitido al país recuperar un mercado que representaba unos US$6.000 millones anuales.

El estudio fue realizado por el Centro de Pensamiento de Estrategias Competitivas (Cepec) de la Universidad del Rosario, de Bogotá, tomando como base datos de agencias oficiales colombianas como la Dirección Nacional de Impuestos y Aduanas Nacionales (DIAN), explicó Saúl Pineda, director del Cepec.

Los propósitos de reemplazar el mercado venezolano o "para enfrentar el cierre...(del) mercado venezolano", dijo Pineda, "aún resultan poco significativos" porque han cubierto ni siquiera un tercio de lo que representa el vecino país.

Las exportaciones de Colombia a Venezuela fueron de US$6.000 millones en 2008, pero cayeron a unos US$4.000 millones el año pasado, particularmente después del segundo semestre, cuando el gobierno del presidente Hugo Chávez declaró "congeladas" las relaciones políticas y económicas con Bogotá.

Las autoridades colombianas y sectores industriales colombianos aún carecen de un cálculo sobre cuánto caería esa corriente comercial con Venezuela en el 2010.

Según Pineda, la baja de las ventas colombianas a Venezuela el año pasado fue la primera en siete años.

No obstante, en 2009, señaló el documento de la Cepec, "hubo algunos productos nacionales que lograron acceder en forma exitosa a mercados...tales como Chile, Perú, República Dominicana, Brasil o el Triángulo Norte Centroamericano" es decir, Guatemala, Honduras y El Salvador. También citan a China y Holanda.

"En el mejor de los casos, los productos que se fueron para otros mercados trajeron al país alrededor de US$16 y US$20 millones", lo que no recupera las pérdidas sufridas por sectores como el de los automóviles, la confección o textiles, los cosméticos y la perfumería que se vendían a Venezuela, aseguró Pineda.

Ya incluso desde el 2008, Caracas había anunciado que para estimular su industria interna fijaría cupos de importación de automóviles desde Colombia y tras los impasses de mediados del 2009, Caracas dejó de comprar desde carne y productos lácteos hasta ropa.

Chávez decidió sustituir las importaciones colombianas por la de otros países de la región, e incluso de Estados Unidos, según ha dicho la Cámara de Comercio Colombo-Venezolana; molesto por señalamientos de Bogotá en torno a que armas de las fuerzas militares venezolanas habrían terminado en manos de la guerrilla colombiana. Caracas negó los señalamientos y más tarde ratificó su decisión de comprar "cero" a Colombia en medio de su oposición a que Bogotá y Washington firmaran un acuerdo de cooperación militar.

 

AP

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?