| 9/16/2010 6:00:00 AM

AMV prepara proyecto sobre vigencia de certificación de corredores de bolsa

El Autorregulador del Mercado de Valores se encuentra trabajando en una propuesta, que presentará en el 2011, sobre el tiempo de expiración y extensión de la licencia para los operadores del mercado de valores.

El presidente del Autorregulador del Mercado de Valores, dialogó con Dinero.com, acerca de la propuesta que presentará a la Superintendencia Financiera de Colombia y al Ministerio de Hacienda y Crédito Público en el primer semestre del próximo año. El ente regulador evalúa la posibilidad de solicitar una ampliación en la vigencia y en definir un procedimiento para la extensión de la certifiación de los operadores del mercado de valores.


Actualmente el decreto 3139 de 2006 dispone que la vigencia de la certificación es de cuatro años para los directores del mercado de valores y de dos años para operadores y asesores comerciales. Adicionalmente, en uno de los artículos de ese decreto se anota que “la Superintendencia Financiera de Colombia podrá extender la vigencia del examen a tres años siempre que la entidad certificadora implemente un esquema de actualización periódico que fomente los estándares mínimos requeridos para desarrollar dichas actividades en el mercado".

La primera ronda de renovación de certificaciones empezó en abril de este año. Antes de cumplirse este plazo, más exactamente en noviembre del año pasado, el Autorregulador y los demás entes regulatorios acordaron que crear un curso de actualización para los operadores, tomaría mucho tiempo debido al número de cambios normativos que se han realizado los últimos dos años. Por lo tanto, tomaron la decisión de realizar nuevos exámenes a los operadores que fueran a renovar la certificación.

Aunque el esquema de renovación lo hicieron de tal manera que pudieran presentar los exámenes de una manera más ágil y a un costo relativamente menor, los comisionistas siguen a la espera de un pronunciamiento acerca de la posibilidad de que el periodo de vigencia de los exámenes sea mayor y que la parte de la extensión quede bien definida.

Al respecto el directivo dijo que “es importante que los operadores estén actualizados y lo que está haciendo el Autorregulador para aclarar el tema es recoger experiencias internacionales y el balance de las renovaciones en este año para preparar una propuesta en el primer semestre del próximo año y que empezaría a aplicar en el nuevo ciclo de renovaciones en el año 2012”.

La propuesta tocará dos elementos que se consideran claves en el proceso de certificación de los corredores de bolsa.

· El primero tiene que ver con el periodo o la vigencia de la certificación que actualmente es de cuatro años para directores y dos años para operadores y asesores comerciales. El autorregulador está evaluando si es conveniente ampliar la vigencia de la certificación. Por ahora no ha definido, en el caso de proponer la ampliación, a cuantos años sería. “Si la evaluación que estamos haciendo da como conclusión que es viable aumentar el tiempo de vigencia, pues la propuesta se presentará. Además, por ahora es prematuro decir que la ampliación de la vigencia sería a tres o cinco años, eso hay que evaluarlo”, complementó Sandoval.


· El segundo punto tratará el tema de la renovación. Con la propuesta el autorregulador pretende concretar el tema de actualizaciones temáticas y académicas. “Extender la vigencia de la certificación por medio de cursos de actualización y no con la presentación del examen es viable. Hay que estructurar la propuesta de tal manera que se conserve la calidad de los operadores del mercado”, argumentó el presidente del AMV

El Autorregulador presentará la propuesta en el primer semestre del próximo año, así que los ajustes que se logren concretar con respecto al tema aplicarán en el nuevo ciclo de renovaciones que inicia en abril del año 2012.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?