| 2/22/2008 12:00:00 AM

Acuerdos entre Colombia y China

Colombia acordó esta semana en Beijing, casi la totalidad de un Acuerdo para la Promoción y Protección Recíproca de Inversiones con China.

El ministro de Comercio, Industria y Turismo, Luis Guillermo Plata, destacó como uno de los principales logros de la segunda ronda de negociaciones, que se desarrolló entre el 18 y 20 de febrero en China, el haber avanzado en el trato especial que se dará a los inversionistas del país asiático, y viceversa.

Lo anterior significa que se mejorará la situación al inversionista, al darle el mismo tratamiento que se otorga a los nacionales; es decir, se hará efectiva la cláusula de trato nacional.

De igual modo, quedó negociado el trato de nación más favorecida. Esto significa que a los inversionistas chinos se les extenderá el mejor trato que se brinda a un tercer país. En otras palabras, no habrá discriminación contra los empresarios chinos que se establezcan con sus capitales en Colombia, ni de colombianos que inviertan en ese país asiático.

El resultado de esta segunda ronda es excelente, ya que queda muy poco por negociar para cerrar el proceso, destacó el Ministro, al anunciar que en los temas pendientes se espera llegar a un consenso por la vía virtual, o en una tercera ronda que tendría lugar en Bogotá.

De los trece artículos que se negocian faltan solo cinco temas, que continuarán siendo analizados vía telefónica o por correo electrónico. Para Plata haber dejado casi listo el acuerdo es haber dado pasos significativos en un tratado de esta naturaleza, pues países como México, con gran experiencia en negociaciones de esta magnitud, lleva 6 rondas y sin llegar a un consenso general.

En solución de diferencias, uno de los puntos en los que no hubo avances, se espera definir el alcance que tendrá este mecanismo.

China es el segundo inversionista en Colombia más importante de Asia, después de Japón. Los montos no son tan grandes como se espera que sean con el acuerdo, pero lo importante de destacar, según el Ministro, es que son más dinámicos con relación a lo que ha sido la inversión japonesa en los últimos años.

Según datos del Banco de la República, en 2006 China invirtió 3,1 millones de dólares, lo que significó un incremento de 17 por ciento frente a 2005, cuando por este concepto se alcanzó 2,7 millones de dólares. Los principales montos tuvieron como destino sectores como el transporte, los servicios comunitarios y la minería.

En la actualidad, las inversiones de China en Colombia ascienden a 23,3 millones de dólares, que equivalen al 0,07 por ciento del total de las inversiones que llegan al país.

Plata consideró que si bien con el país asiático analizado es mucho lo que se debe avanzar en el tema de inversión, respecto a lo que significa esa variable con Inglaterra, Estados Unidos y España, el potencial es grande debido a la decisión que tomó ese gobierno de asegurar fuentes de producción en otros países.

Actualmente, Colombia tiene dos acuerdos bilaterales de inversión en vigencia, uno con Perú y otro con España, que se implementó en septiembre del año pasado. Está en proceso de aprobación por parte del Congreso uno con Suiza.

Adicionalmente, los Tratados de Libre Comercio que ya fueron negociados con algunos países tienen capítulos que cubren este tipo de disciplinas, y ahí se incluyen acuerdos con Chile, Centroamérica y Estados Unidos. Estos últimos están pendientes de ratificación por parte del Congreso.

¿Qué se negocia hoy en acuerdos de inversión? A nivel bilateral se discute uno con Alemania y también con países como Francia, Reino Unido, India y Países Bajos.

En el marco de los TLC que están en proceso de negociación también hay disciplinas de inversión con Canadá, Efta y en el acuerdo de asociación que se discute con la Unión Europea.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?