Revista Dinero

El fraude continuó incluso a pesar de que los operadores supieron que las tasas informadas para la fijación de los tipos referenciales estaban siendo investigadas.

| 2/6/2013 12:00:00 PM

¡Otro banco que tendrá que pagar!

El prestamista británico Royal Bank of Scotland pagará US$615 millones a autoridades estadounidenses y del Reino Unido para concluir las acusaciones de manipulación de tasas globales, incluyendo la referencial Libor.

"El consejo directivo de RBS sabe que hubo deficiencias serias en nuestros sistemas y controles y también en la integridad de un pequeño grupo de nuestros empleados", dijo el miércoles el presidente de la empresa, Philip Hampton.

"Este es un día triste para RBS, pero también uno importante para dejar los errores en el pasado", agregó.

Más de una decena de operadores de las oficinas de RBS en Londres, Singapur y Tokio manipularon la tasa interbancaria Libor, que es utilizada como referencial de préstamos por billones de dólares en todo el mundo, al menos entre 2006 y 2010.


El fraude continuó incluso a pesar de que los operadores supieron que las tasas informadas para la fijación de los tipos referenciales estaban siendo investigadas.

En un intento por evitar una tormenta política, el banco recortará las bonificaciones de su personal para pagar las multas, las segundas más grandes hasta el momento en una investigación que también implicó a los bancos UBS y Barclays.

El suizo UBS acordó pagar 1.500 millones de dólares para cerrar los cargos, mientras que el británico Barclays pagó cerca de 450 millones.

La investigación involucra a más de una decena de bancos a nivel global.

Unos 87,5 millones de libras esterlinas (137,1 millones de dólares) se pagarán a la Autoridad de Servicios Financieros de Gran Bretaña, 150 millones al Departamento de Justicia de Estados Unidos y 325 millones a la Comisión de Intermediación de Futuros.

Al igual que UBS, RBS no tuvo que admitir responsabilidad legal en Estados Unidos, lo que significa que puede mantener su licencia bancaria allí y evitar una venta de liquidación de su negocio estadounidense Citizens.

RBS dijo el miércoles que John Hourican, jefe de la banca de inversión, había acordado dejar el cargo después de las conductas incorrectas de personal de esa área del negocio. De todos modos, la entidad aclaró que Hourican no participó ni tuvo conocimiento sobre el mal accionar de los empleados.

El ministro de Finanzas británico, George Osborne, ha dicho que RBS, que en un 82 por ciento está en manos del Estado, debe pagar las multas con dinero de los bonos de sus altos cargos más que con recursos de los contribuyentes.

Los críticos aseguran que el escándalo deja en evidencia que las actividades más riesgosas de los bancos deberían ser separadas de las funciones fundamentales de los prestamistas.

Bancos en el mundo entero están luchando por reconstruir su reputación después de la crisis financiera y muchos se han visto involucrados en investigaciones sobre su desempeño pasado, que incluyen la manipulación de tasas referenciales, lavado de dinero y ventas engañosas de productos a los clientes.

Barclays ya pagó 453 millones de dólares por su participación en el caso de la manipulación de la tasa Libor, además de haber forzado la salida de sus tres principales ejecutivos, entre ellos el presidente ejecutivo Bob Diamond.

UBS recibió multas por unos 1.500 millones de dólares en diciembre, de parte de reguladores estadounidenses, británicos y suizos.

Su unidad en Japón, donde ocurrieron la mayor parte de las manipulaciones, se declaró culpable de fraude criminal. Fiscales estadounidenses también presentaron cargos penales de conspiración contra dos ex operadores de UBS que presuntamente estaban en el corazón del esquema.

Reuters.
¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×