| 7/12/2012 3:30:00 PM

Los cierres en rojo en Wall Street no se detienen

Las acciones cerraron a la baja por sexto día consecutivo en la Bolsa de Valores de Nueva York, ante los temores de que el débil crecimiento económico mundial y la crisis de deuda de Europa mermen las ganancias corporativas en EE.UU.

El índice Dow Jones perdió 31 unidades para ubicarse en 12.573 unidades, al tiempo que el índice Standard & Poor's 500 bajó 7 unidades para ubicarse en 1.334 unidades y el tecnológico Nasdaq disminuyó 22 unidades para quedar en 2.866 puntos.

Tres acciones bajaron por cada dos que subieron en la Bolsa de Valores de Nueva York. El volumen de transacciones fue ligero con 3.600 millones de títulos.

El inversionista experto Warren Buffett se expresó pesimista el jueves por la mañana al declarar a la cadena CNBC que la débil demanda está afectando sus inversiones en tiendas, joyería, alfombras y otros. Mencionó que las exportaciones a Europa han caído pronunciadamente.

Otras empresas también están pasando dificultades. La empresa aluminera Alcoa reportó débiles ingresos debido a la debilidad de la economía mundial. Fastenal, un distribuidor industrial estadounidense, también reportó ingresos decepcionantes. Del mismo modo, la empresa de hoteles Marriott y la empresa aseguradora Progressive cayeron abruptamente tras divulgar resultados financieros desalentadores.

Los inversionistas también se expresaron consternados por la crisis de deuda europea y por China, que difundirá un reporte económico el viernes.

Los resultados corporativos probablemente llevarán a los analistas a reducir sus pronósticos financieros para todas las empresas del S&P 500, expresó John Fox, co-manager del FAM Value Fund, un fondo mutual que se especializa en empresas pequeñas y medianas. "Habrá más decepciones que sorpresas", dijo Fox. "Es un mundo globalizado y muchas de las pequeñas empresas en las que invertimos tienen actividad por todo el mundo".

Fox comentó Buffett sonaba mucho más desalentado de que parecía recientemente. En la última reunión anual de Berkshire, a la que Fox asistió, Buffett había dicho que casi todas las empresas del conglomerado estaban mejorando. "Su tono ha cambiado definitivamente, lo cual yo creo es un reflejo fiel del ambiente en que vivimos", comentó Fox.

En Europa, los costos de los préstamos para España subieron, indicio de que los inversionistas sospechan que el país podría declararse incapaz de pagar sus obligaciones. Los países europeos han desembolsado asistencia financiera para el sector bancario de España, pero el gobierno español no ha recibido ayuda y los tenedores de bonos no están satisfechos. El índice bursátil de España perdió 2,6%. Y Grecia sigue enfrentando dificultades, pues su tasa de desempleo fue del 22,5% en abril.

El euro cayó a un punto bajo de dos años ante la frustración de los inversionistas que ahora dudan sobre si la región podrá resolver su crisis de deuda. Llegó a bajar a 1,2165 dólares y en lo que de mes ha bajado cinco centavos.

La fortaleza del dólar amenaza los ingresos de las compañías estadounidenses, declaró Fox, porque hace más caros los bienes estadounidenses para exportación. Luego, cuando las empresas convierten esas ventas en dólares, la desfavorable tasa de cambio deja a esas empresas con menos ganancias.

Los inversionistas temen además que la economía de China se está aletargando y que ello afectará la actividad económica mundial. Se estima que el viernes China divulgará un informe en que el crecimiento en el segundo trimestre bajó a 7,3% comparado con 8,1% el trimestre pasado. Los ingresos de los sectores de la construcción, ensamblaje de buques y exportación han bajado marcadamente desde el año pasado. 
                                                               

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?