| 9/18/2017 4:38:00 PM

Mercado cierra el lunes con expectativa de pausa del Banrepública

La encuesta de expectativas del Banco de la República también reveló que los analistas mantuvieron su previsión de estabilidad en tasa a partir de septiembre.

Consenso de analistas, incluyendo Investigaciones Económicas del Banco de Bogotá, esperan una pausa en el ciclo de recortes de tasa de referencia del Banco de la República a partir de septiembre. Sorpresa bajista de inflación de agosto no impactó de forma notoria la expectativa de analistas para fin de año, por lo que se sigue esperando incumplimiento de la meta.

Luego de la publicación de las minutas de la reunión de política monetaria de agosto y de la encuesta de expectativas realizada por el Banco de la República (BR), en el mercado de deuda pública local hubo cambios marginales en tasa. De otro lado, durante la sesión se pagó $1,3 billones en intereses del TES tasa fija con vencimiento en 2030.

Respecto a las minutas, en opinión de Investigaciones Económicas (IE), éstas fueron en la misma línea que el comunicado y respaldaron la expectativa de estabilidad de la tasa de interés a partir de septiembre (en 5,25%), como lo espera Investigaciones Económicas (IE).  La encuesta de expectativas del BR también reveló que los analistas mantuvieron su previsión de estabilidad en tasa a partir de septiembre. Sin embargo, lo que sí cambió respecto a la encuesta del mes pasado fue la perspectiva de cuándo se retomaría el ciclo de recortes en tasa. En agosto el consenso consideraba que este ciclo reiniciaría en enero de 2018, ahora lo espera en diciembre de este año. Del lado de la inflación, el consenso de la encuesta prevé una variación mensual de 0.18%, implicando que la medición anual pasaría de 3,87% a 4.11%, saliendo nuevamente del rango meta (2%-4%). Más aún, el consenso sigue esperando que al cierre de 2017 la inflación se mantenga por encima del rango, con una mediana de 4,18%, mientras en agosto se ubicaba en 4.16%. Es decir, la sorpresa bajista de inflación de agosto no impactó de forma notoria la expectativa de precios en septiembre, luego de que codirectores como José Antonio Ocampo, le dieran ahora una mayor probabilidad de cumplimiento a la meta en el presente año.

Recomendado: Miembros del Banrep creen que la tasa de interés ya llegó a su neutralidad

Para tener en cuenta, el mercado estará atento al resultado del indicador de seguimiento a la economía de julio, que se publicará el viernes, en especial porque los codirectores han mostrado su preocupación por la mayor desaceleración de la economía respecto a lo previsto. El consenso apunta a un crecimiento de 2.4% anual, entre otras, porque reflejaría la reversión del efecto del paro de transporte del año anterior.

Reserva Federal anunciaría programa para reducir activos en medio de estabilidad de tasas. Proyecciones de la entidad seguirían sugiriendo un nuevo aumento de tasa en 2017.

El martes 19 empieza la reunión de la Reserva Federal, pero sólo hasta el miércoles 20 a las 13h00 se conocerá el comunicado y la actualización de proyecciones. Más adelante, a la 1:30 de la tarde empieza el discurso de la Presidenta J. Yellen. La reunión de septiembre emerge como el principal evento a nivel global para esta semana lo que tendría implicaciones para los mercados globales.

La reunión genera gran expectativa pues confluyen múltiples temas de alto impacto. En primer lugar, después de varios anuncios preliminares en las reuniones de los últimos meses, finalmente el banco central daría inicio al programa para reducir los activos. Esto implica que los vencimientos de los Tesoros y los activos respaldados por hipotecas (mortgage backed securities) ya no se reinvertirán plenamente. Segundo, el lenguaje de los comunicados anteriores y los discursos individuales de los miembros de la Fed hacen pensar que en la reunión de septiembre las tasas se mantendrían estables en el rango 1.00%-1.25%. Por el momento el énfasis de la reunión sería la reducción de los activos. Ni los analistas ni el mercado esperan un aumento de tasa en septiembre, por lo que podría generar una reacción adversa en caso que la Fed decida sorprender.

En tercer lugar se actualizarán las proyecciones trimestrales de los miembros del comité de política monetaria. No se esperan cambios en la proyección de tasa de interés, lo que implica que la mediana de pronósticos va a seguir señalando un aumento adicional en 2017, tres en 2018 y otros tres en 2019. Algunos pronósticos individuales (i.e., dots) sí se ajustarían, pero el pronóstico conjunto seguiría sin cambios. Finalmente, no se esperan cambios en lenguaje alrededor de la inflación. Contrario a la tendencia descendente de los últimos meses, la sorpresa alcista en la dinámica de precios de agosto debilita los argumentos dovish en la Fed.

Lea también: ¿Está la economía estadounidense al borde de otra burbuja?

En espera del anuncio de política monetaria de la Reserva Federal de septiembre, dólar se fortalece a nivel global. Déficit comercial de Colombia frente al mundo continúa corrigiendo y soporta una mayor estabilidad de la tasa de cambio local.

El lunes los mercados internacionales, como probablemente lo será a lo largo de toda la semana, giraron en torno a la expectativa de los anuncios de la reunión de la Reserva Federal (Fed). A la 1:00 de la tarde del miércoles se conocerá el comunicado, así como la actualización de proyecciones. Si bien no se espera que se anuncie un aumento en la tasa de interés, la normalización monetaria asociada al programa de reducción de activos propició el fortalecimiento del dólar. Desde la semana anterior este movimiento se ha hecho notorio y se consolidó en la sesión del lunes. En efecto, las monedas de economías avanzadas y emergentes se devaluaron frente al dólar, aunque el ajuste fue más pronunciado en las segundas.

Siguiendo de cerca el movimiento de las divisas del mundo emergente, las latinoamericanas se debilitaron frente al dólar, hecho principalmente explicado por la devaluación del peso mexicano y del real brasileño. En el caso de la moneda colombiana, su ajuste fue similar, con un debilitamiento de 0.4%. Al cierre del mercado local la tasa de cambio cotizó en $2.909.

Entretanto, destacó en el contexto local el resultado de la balanza comercial de julio. Considerando que las importaciones sumaron US$3.750 millones (M), el déficit comercial se redujo a -US$520 millones, luego que en el primer semestre presentara un promedio mensual de -US$725 millones. Así, en lo corrido del año a julio el déficit comercial equivale a -2.7% del PIB. De esta manera, el saldo comercial continuaría aportando a la corrección de las cuentas externas de Colombia frente al resto del mundo en el inicio del tercer trimestre. Cabe recordar que en el segundo trimestre el déficit de la cuenta corriente moderó, en comparación a igual periodo de un año atrás, principalmente por la corrección del desbalance comercial. En resumen, en la medida que se consolida la corrección del balance externo con el resto del mundo, se soporta una mayor estabilidad de la tasa de cambio local.

Puede interesarle: ¿Qué hacer con las políticas económicas contradictorias de Donald Trump?

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 530

PORTADA

Empresarios se enfrentan a la incertidumbre del proceso de paz

Aunque el Gobierno ha desestimado los riesgos, los empresarios han manifestado inquietudes en la implementación de la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP). Además, hay tensión en el sector empresarial.