| 7/20/2015 5:00:00 AM

Gurú interpreta la postura de la Fed respecto del aumento de tasas

China sufrió un crack bursátil. La cesación de pagos de Grecia es segura. El euro parece tambalear. Los datos económicos de los EE.UU. son débiles. La inflación está por debajo de la meta. ¿Entonces por qué la Reserva Federal va rumbo a elevar las tasas de interés, medida que habitualmente está destinada a desacelerar una economía?

De acuerdo con un discurso reciente de la presidenta de la Fed, Janet Yellen, el aumento de tasas es inminente:

Preveo que en algún momento de este año será adecuado dar el primer paso para elevar la tasa delos fondos federales y así comenzar a normalizar la política monetaria”, dijo Yellen. “Quiero poner derelieve que el rumbo de la economía y la inflación sigue siendo sumamente incierto y que acontecimientos no previstos podrían demorar o acelerar este primer paso”.

Bill Gross, el ex rey de los bonos de PIMCO, tiene una teoría sobre por qué ocurre esto. Dice que la Fed básicamente necesita aumentar las tasas sólo para demostrar que la economía estadounidense no necesita tasas bajas para funcionar.

Gross podría haber dado en el blanco. Mientras la Fed evalúa si debe subir las tasas, una discusión mucho más teórica se desarrolla en el ámbito académico. La pregunta clave es: “¿Qué pasa cuando un banco central fija las tasas de interés en determinado nivel para siempre?”

La respuesta tradicional a esta pregunta –la respuesta que dan los Nuevos Keynesianos, la escuela dominante en la macroeconomía- es que la economía se volverá inestable. Si la Fed fija una tasa deinterés demasiado baja, con el tiempo tendremos inflación desenfrenada. Si fija una tasa demasiada alta, la economía se desmoronará y tendremos una deflación desenfrenada.

No tan loca

Esta idea no es tan loca, si uno lo piensa. Una tasa de interés fija es un control de precios, dado que las tasas de interés son el precio de los préstamos. No es una locura pensar que, si el gobierno tratade mantener un precio fijo en un mercado por toda la eternidad, más tarde producirá distorsiones o ese mercado dejará de funcionar.

¿Pero si el mercado no estalla? ¿Qué ocurre entonces? Un pequeño grupo de macroeconomistas como John Cochrane de la Universidad de Chicago, sostienen que una tasa de interés permanentemente fija con el tiempo hará que el índice de inflación se mueva en la dirección de la tasade interés. En otras palabras, si la Fed mantiene las tasas de interés bajas para siempre, la inflación bajará y permanecerá baja. Esta idea amenaza con poner de cabeza todo lo que sabemos sobre política monetaria. Si las tasas de interés bajas provocan baja inflación en lugar de alta inflación, significa que la Fed –y todos los bancos centrales del mundo- está haciendo las cosas mal.

La Fed no piensa sentarse a ver quién tiene razón. En la mente de los funcionarios de la Fed, es mejor volver a llevar las tasas a terreno positivo, donde tendrán margen para moverlas en cualquierade los dos sentidos. En otras palabras, la interpretación que hace Gross de la Fed no parece nada descabellada.

Bloomberg
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?