| 6/7/2011 11:40:00 AM

Piden "calma", tras desplome de la Bolsa

El virtual presidente de Perú, Ollanta Humala, le pidió hoy "calma" a sus compatriotas, tras el desplome que sufrió ayer la Bolsa de Valores de Lima tras su triunfo del pasado domingo.

Humala habló brevemente con los periodistas que lo esperaban a la salida de su casa, en el distrito limeño de Surco y dijo que está haciendo "lo mejor" para Perú y que tiene que continuar trabajando para concretar ese objetivo.

El virtual presidente no se refirió, sin embargo, a los nombramientos de importantes cargos de su futuro Gobierno, que son exigidos por gremios empresariales y diferentes políticos.

Humala Tasso señaló ayer en su cuenta de la red social Twitter que convocará "a los mejores cuadros técnicos e intelectuales para hacer un Gobierno de ancha base donde nadie se sienta excluido".

"Mi compromiso con el pueblo es crecimiento económico con inclusión social. Haremos en el país las políticas sociales que hemos prometido", indicó en su cuenta.

Tras la fuerte caída de 12,45 % que sufrió ayer, la Bolsa de Valores de Lima se mostró hoy compradora a la media hora de iniciada la negociación y subió 3,73 % impulsada por compras de oportunidad.

Hernando Pastor, de la casa de bolsa Kallpa Securities SAB, señaló que los inversores salieron a comprar papeles baratos con buenos fundamentos económicos.

Otros operadores consultados prevén una rápida recuperación del mercado, dado los pronunciamientos de varios bancos de inversión extranjeros en donde se ratifican los buenos fundamentos de la economía peruana.

La alianza nacionalista Gana Perú ha señalado que el problema en la bolsa debe ser resuelto por el actual Gobierno, que tiene un mandato hasta el 28 de julio, y nombró a un grupo de expertos que se encargará de preparar la transición entre el actual Gobierno y el siguiente.



EFE 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?