| 5/7/2012 8:20:00 AM

Pacto fiscal no se renegociará

El Gobierno alemán insistió hoy en que el pacto fiscal europeo no se renegociará, a la vez que tendió la mano al presidente electo francés, el socialista François Hollande, al que la canciller, Angela Merkel, ha invitado a Berlín "tan pronto como sea posible".

"No es posible renegociar el pacto", insistió hoy el portavoz del Gobierno, Steffen Seibert, puesto que fue acordado "libremente" entre los 25 de los 27 miembros de la UE que lo suscribieron y su ratificación parlamentaria está ya en trámite en la mayoría de esos países.

Seibert añadió que la búsqueda de un compromiso entre la postura de Berlín y la de París se dará "a lo largo de los próximos encuentros, bilaterales o multilaterales" entre Merkel y Hollande, al que la canciller invitó a visitar Alemania "tan pronto como sea posible", una vez haya asumido la Presidencia francesa.

No hay aún "una fecha concreta" para ese primer encuentro, dijo el portavoz, puesto que está condicionado por el propio calendario de la toma de posesión de Hollande y la presentación de su gobierno.

Seibert explicó que Merkel mantuvo ayer, sobre las diez de la noche, una "corta y amistosa conversación" con Hollande, en la que ambos coincidieron en expresar lo "especialmente significativa" que es la cooperación entre Francia y Alemania, y en la que la canciller le formuló esa invitación a visitar Berlín.

El portavoz expresó además el "agradecimiento" de Merkel a Nicolas Sarkozy por el trabajo conjunto desarrollado "en esta difícil fase para Europa" y negó que el apoyo explícito de la canciller al presidente saliente, en la campaña electoral, vaya a dificultar "un nuevo comienzo" de las relaciones con Hollande.

"Ambos son perfectamente conscientes de la importancia de las buenas relaciones bilaterales no sólo para sus países sino para el conjunto de la UE", apuntó.

EFE
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?