| 9/8/2014 5:00:00 AM

Industria deportiva saca provecho del auge del ejercicio

El aumento del ejercicio y de la participación deportiva global abrió importantes oportunidades de negocio según un estudio realizado por Euromonitor Internacional.

La empresa de investigación de mercado global, Euromonitor International, presentó recientemente el informe “Retos y oportunidades de la participación deportiva global”, enfocado en la actividad física y deportiva alrededor del mundo.

El documento afirma que la mayor práctica de ejercicio ha creado oportunidades de marketing y el éxito de muchos productos, especialmente de la ropa. Las ventas de vestuario deportivo han crecido por encima de la categoría de ropa en los últimos años, con la indumentaria especializada en exteriores ganando popularidad.

Así mismo, las ventas de ropa inspirada en los deportes, especialmente los pantalones para yoga, también se han visto fortalecidas en la medida en que la ropa deportiva se vuelve cada vez más aceptable como ropa para el día a día.

“Hay muchas oportunidades de negocio dentro del mercado de vestuario, salud y suplementos, bebidas deportivas y energéticas y productos electrónicos hechos para los consumidores que hacen ejercicio y se preocupan por su salud”, afirma la Directora Editorial, Gina Westbrook.

De la misma forma, los tenis deportivos se han vuelvo más populares en muchas economías desarrolladas y se está extendiendo a los mercados emergentes tales como China y la República Checa. “Los zapatos para correr han empezado a aparecer incluso en shows de alta costura”, indica el estudio.

El reporte también evaluó el comportamiento de los gimnasios y clubes para la salud y determinó que a pesar de la recesión y del clima de incertidumbre económica, sigue creciendo el número de establecimientos dedicados al ejercicio en las economías desarrolladas y las membresías de los usuarios.

“En muchos países de Europa, durante la recesión, han proliferado los gimnasios de bajo costo y otros que funcionan bajo un esquema “pay-as-you-go” (es decir, que no requieren de una membresía)”, apunta el documento.

Igualmente, la competencia de precios entre los gimnasios y clubes deportivos se ha hecho más fuerte en la medida en que los ingresos disponibles se han visto reducidos en muchas economías desarrolladas. Esto ha facilitado el surgimiento de gimnasios básicos.

Otro de los segmentos beneficiados con el auge del ejercicio es el consumo minorista de bebidas deportivas. Entre el 2008 y el 2013, el consumo minorista se elevó en 16% en términos de volumen, a pesar de la falta de evidencia sobre su eficacia, al menos en el caso de atletas recreativos. En China, el mercado de más rápido crecimiento en las bebidas deportivas, éstas son percibidas normalmente como bebidas funcionales para consumidores jóvenes que realizan actividades deportivas o ven eventos deportivos.

En cuanto a las bebidas energéticas, el consumo minorista se incrementó en 78% entre el 2008 y el 2013. El estudio explica que aunque quienes practican un deporte tienden a no ser el mercado primario para estos productos, algunos consumen bebidas energéticas antes de ejercitarse para lograr un impulso de corto plazo a su nivel de energía.

“Los fabricantes de bebidas energéticas, especialmente Red Bull, han invertido mucho dinero en marketing para lograr asociar sus marcas con deportes extremos”, agrega el informe.

La demanda por los suplementos deportivos también está creciendo, debido a que los consumidores buscan mejorar sus propiedades físicas, como masa muscular, fuerza y resistencia.

Otro segmento de la industria deportiva que está sacando ventaja del boom del ejercicio es el entrenamiento especializado. “Los consumidores están buscando maximizar su rendimiento y están cada vez más dispuestos a pagar por ejercicio personalizado y capacitación para lograrlo”, dice la investigación.

¿A qué se debe el auge del deporte?
De acuerdo con el nuevo reporte, la salud y la vanidad han sido los dos factores que más han influido en la práctica de ejercicio por parte de los consumidores. A esto se suma que se ha identificado a la obesidad como un importante problema de salud pública. Por esta razón, los gobiernos han iniciado programas para aumentar la práctica deportiva por parte de los consumidores, inclusive algunos, han incrementado los fondos dedicados a los centros deportivos públicos o han entregado incentivos tributarios.

Otro de los factores que ha impulsado el ejercicio es la preocupación por el atractivo físico y la presión que ejercen los medios de comunicación y la publicidad sobre los consumidores por tener una apariencia perfecta.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?