| 4/8/2009 12:00:00 AM

Ofensiva del Gobierno venezolano contra opositores

El Gobierno venezolano abrió varios flancos de batalla política y legal contra la oposición, en en el imparable plan del presidente Hugo Chávez para llevar su “revolución socialista” a un punto de no retorno.

El ataque ha incluido desde quitar competencias a autoridades regionales que le adversan, el arresto de un ex ministro de Defensa disidente del “chavismo” investigado por corrupción, hasta una acusación por homicidio frustrado contra Manuel Rosales, el líder más notorio de la oposición.

La oposición ha denunciado que es una estrategia para acorralarlos y anularlos en la batalla por construir un Estado socialista, que pasa por el control de la economía y las instituciones.

Y hacia eso avanza, sin mayores aprietos y sin que los opositores hayan logrado una movilización relevante más allá de protestar a través de algunos medios.

El ministro de Comunicación, Jesse Chacón, explicó que son los acusados quienes tendrán que “demostrar su inocencia”, mientras la televisión estatal se ha burlado asegurando que la oposición emprendió la campaña “con mi corrupto no te metas” en referencia al juicio contra Rosales.

Pero la defensa de Rosales, quien cuenta con un amplio respaldo popular en el estado Zulia, denunció que el Gobierno está obviando la presunción de inocencia y que la acción legal obedece a una orden directa de Chávez, que el año pasado dijo literalmente que estaba decidido a meterlo preso.

Eso no es todo. El inspector del Trabajo en Zulia lo acusó ante la fiscalía regional por homicidio en grado de frustración por supuestamente lanzar brigadas de choque contra ex empleados de la alcaldía que fueron agredidos cuando pedían ser reincorporados a sus puestos de trabajo.

En su ofensiva contra la oposición, que el Mandatario dice está a las órdenes del “imperio estadounidense”, el Gobierno central ha arrebatado competencias a las administraciones locales con leyes aprobadas por la Asamblea, integrada únicamente por fuerzas chavistas porque los opositores no presentaron candidatos en las elecciones generales.

Además, el Gobierno nombrará autoridades regionales con poderes superiores a gobernadores electos, lo que se ve como parte del plan para anular políticamente a sus adversarios y posibles contendores en las presidenciales de 2012.

El blanco ha sido el 20% de las autoridades regionales opositoras que ganaron en las elecciones de noviembre, además de funcionarios separados del "chavismo".

A continuación, algunos de los casos que se siguen actualmente contra personajes emblemáticos:

* MANUEL ROSALES, alcalde de Maracaibo y uno de los líderes de más arrastre de la oposición venezolana pese a que el presidente Hugo Chávez lo derrotó cómodamente en las elecciones presidenciales del 2006.

Un tribunal podría decidir el 20 de abril el arresto del funcionario por un presunto caso de enriquecimiento ilícito, delito que contempla prisión por entre 3 y 10 años. Desde la semana pasada está clandestino, alegando que teme por su seguridad y que la justicia está parcializada.

Según la Fiscalía, Rosales no pudo justificar ingresos por 68.000 dólares en su declaración jurada de patrimonio de 2002-2004, cuando era gobernador del occidental estado Zulia. Si es condenado no podría postularse a la presidencia.

* RAUL ISAIAS BADUEL, ex ministro de Defensa, retirado en el 2007 como general en jefe, pasó de "hermano" de Chávez a "traidor" cuando lo acusó de tener ansias desmedidas de poder.

Fue arrestado el 2 de abril por presunta sustracción de fondos de la Fuerza Armada durante su gestión entre 2006-2007.

El antiguo compañero de armas de Chávez fue imputado en octubre, pero se negó a acudir a la corte militar porque consideraba que por su rango debía juzgarle una Corte Marcial. Antes del inicio del juicio podría estar preso por 45 días.

* POLICIAS METROPOLITANOS (PM)

Nueve efectivos de la policía recibieron sentencias de hasta 30 años de cárcel la semana pasada luego de permanecer cinco años en prisión y en espera de juicio por su actuación durante la breve defenestración de Chávez en el 2002.

Son los primeros condenados por los hechos, que dejaron unos 19 muertos y decenas de heridos en choques entre opositores y "chavistas" el 11 de abril del 2002.

Los antiguos jefes de la PM Iván Simonovis, Henry Vivas y Lázaro Forero fueron sentenciados por complicidad necesaria en el asesinato de tres personas, en delitos contra los derechos humanos que les impide recibir beneficios procesales.

* HENRIQUE CAPRILES RADONSKI, gobernador del populoso estado Miranda y ex alcalde del municipio capitalino Baruta.

La autoridad tributaria anunció la semana pasada una auditoría a su declaración de impuestos del 2008 luego de arrebatar el cargo en las elecciones de noviembre a Diosdado Cabello, hombre de confianza de Chávez y ministro de Obras Públicas y además hermano del Superintendente Nacional Tributario.

Le han abierto tres veces juicio por presunta agresión a la embajada Cuba en el 2002. Estuvo preso cuatro meses por el caso aunque sin sentencia.

Legisladores investigarán a Capriles por supuesto enriquecimiento ilícito en un presunto fraude con la contratación de seguros para empleados de la gobernación.

* GOBERNADORES OPOSITORES

Los gobernadores de Táchira, Cesar Pérez Vivas, y Carabobo, Henrique Salas Feo, serán investigados por la Asamblea Nacional, dominada por el oficialismo.

Pérez Vivas es investigado por el manejo de 36 millones de bolívares (16,7 millones de dólares) que recibió de la Tesorería Nacional en enero y febrero; mientras Salas es acusado de presuntas irregularidades durante su anterior gobierno en la entidad estatal.

(1 dólar estadounidense = 2,15 bolívares fuertes)

 

Reuters

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?