| 5/22/2015 5:00:00 AM

La educación requiere una visión universal ambiciosa

Un análisis realizado por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), evidenció los retos que enfrenta la educación a nivel mundial en los próximos años.

La educación es una herramienta que desde siempre ha estado en las prioridades de Gobiernos e instituciones internacionales, gracias a los resultados obtenidos en productividad y desarrollo de cada nación que decide invertir en este sector.

De acuerdo con el más reciente informe de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), titulado Education for all (Educación para todos), los retos y tareas que tienen por delante las naciones del mundo para hacer de este recurso un elemento más productivo reúnen una serie de elementos que sugieren cambios en políticas sociales y económicas.

El informe señala que apoyar el desarrollo de los niños en el las primeras etapas, tiene un enorme impacto en términos de una mejor educación con resultados amplios en la sociedad. “Los mayores rendimientos económicos a la inversión en educación se encuentran actualmente en la temprana etapa de la niñez”, destacan.

Pese a que el documento señala que reforzar esfuerzos en la primera etapa de infancia para obtener una retribución de esa inversión en productividad más adelante, reconoce los avances de algunos países de bajos ingresos que a través de compromisos internacionales han dado lugar a un considerable progreso en este sentido desde el año 2000.

Las sugerencias logradas por expertos en la materia en el marco del foro en Dakar señala que si las iniciativas tienen política, apoyo comunitario y si los grupos marginados son considerado dignos de acceso a la educación. La proliferación de la educación no gubernamental, tendrá un desarrollo gigantesco en poco tiempo.

Infortunadamente los investigadores detectaron que los niños migrantes corren el riesgo de ser más marginados a menos que los países tomen medidas para integrarlos en los sistemas de aprendizaje, pues el día de mañana ellos harán parte de la fuerza laboral, por lo que resulta conveniente que cuenten con la preparación apropiada para ser productivos.

Por lo tanto los expertos sugieren que allá un constante monitoreo de habilidades no cognitivas y cognitivas a través de evaluaciones directas que facilitarán la calibración de cambios en orientaciones que facilitan el aprendizaje, tales como "apertura", un indicador medido por pasos.

Por tal motivo el informe concluye que la agenda para la educación post-2015, compromete a todos los miembros de la comunidad internacional a tener una visión universal ambiciosa de mayor dignidad humana, igualdad de género, sociedades seguras y pacíficas enfocadas en la protección del planeta.

Pese a lo anterior, los técnicos señalan que los esfuerzos deben estar enfocados a metas reales que no superen los verdaderos alcances de una nación, pues solo de esta manera la formulación de propuestas estarán acompañadas de objetivos específicos, mensurables, realista y relevantes.

No obstante, para poder consolidar una agenda de éxito en educación post-2015, el estudio advierte que antes de llegar a la etapa de formulación de objetivos, los gobiernos y los donantes tendrán que abordar las cuestiones de equidad y calidad en sus políticas y programas - y construcción, usando vínculos entre la educación y otros sectores de desarrollo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?