| 12/15/2010 8:30:00 AM

Moody's estudia revisar a la baja la calificación de la deuda de España

La agencia de medición de riesgos Moody's anunció que está estudiando revisar a la baja la calificación de la deuda soberana española, actualmente en "Aa1", por la vulnerabilidad del país a nuevos periodos de tensión debido a sus necesidades de refinanciación en 2011.

En septiembre pasado, Moody's ya rebajó la calificación de la deuda de España desde "AAA" -su máximo rating- a "Aa1", tras haberla puesto en junio bajo vigilancia.

En un comunicado, la agencia indicó hoy que entre los factores que ha tenido en cuenta para estudiar una posible nueva rebaja figura el hecho de que el coste de recapitalización de los bancos puede ser superior a lo previsto, bien para afrontar el deterioro de activos o para mantener la confianza de los mercados mayoristas.

También ha influido en esta decisión de posible rebaja la preocupación por la capacidad del Gobierno español para lograr la necesaria mejora sostenible y estructural de las finanzas públicas a causa de los límites del Ejecutivo central en el control sobre las cuentas de las regiones, añadió.

La vicepresidenta segunda del Gobierno español y ministra de Economía, Elena Salgado, dijo hoy que la decisión de Moody's "no pone en duda la solvencia de la economía ni de la deuda", porque "amenaza con revisar la calificación, pero no la rebaja".

Moody's también ha colocado la calificación "Aa1" del Fondo de España de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) bajo vigilancia para una posible rebaja, mientras que ha reafirmado la calificación a corto plazo de la deuda en "P-1".

Pese a este anuncio, Moody's no cree que la solvencia de España "se vea amenazada" y tampoco prevé que el Gobierno tenga que recurrir a la ayuda del Fondo para la Estabilidad Financiera Europea (EFSF), aprobado el 9 de mayo a raíz de la crisis de la deuda griega.

En su comunicado, la agencia considera que los riesgos mencionados son suficientes para poner la deuda de España bajo vigilancia para su posible rebaja, aunque hace hincapié en que ve a España como un país con una situación crediticia "mucho más fuerte" que otros de la zona del euro bajo este tipo de tensiones.

Esto, añadió, se refleja en la puntuación significativamente más alta que esos países y en el hecho de que la calificación de España continuará en la gama de "Aa".

El principal indicador de la bolsa española, el IBEX 35, acusaba con caídas, que eran del 1,77% poco antes de las 10.00 hora GMT, el anuncio hecho por Moody's, mientras que la prima de riesgo de la deuda soberana española se anotó hoy un punto básico en la apertura de la sesión en el mercado secundario y alcanzó los 254.

Las otras dos agencias de medición de riesgos, Standard and Poor's (S&P) y Fitch, también retiraron su máxima calificación a la deuda española a largo plazo, en abril y mayo pasados, respectivamente.

El Gobierno español adoptó a principios de este mes nuevas medidas anticrisis y anunció que aprobará la reforma de las pensiones el próximo 28 de enero, después de semanas de fuertes presiones de los mercados sobre España.

Las nuevas medidas prevén rebajas fiscales a las pequeñas y medianas empresas, la subida del impuestos al tabaco, la privatización parcial de la gestión de los aeropuertos y de la sociedad pública de Loterías y la desaparición de la ayuda a los desempleados de larga duración.

Con estas medidas, que se unen al plan de austeridad adoptado el pasado mes de mayo -que aprobó la rebaja del salario de los funcionarios y la congelación de las pensiones-, el Gobierno de Zapatero busca tranquilizar a los mercados que han presionado fuertemente a España tras el rescate de Grecia e Irlanda.

 

EFE

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?