| 6/8/2011 11:00:00 PM

Mineras peruanas, divididas sobre planes por Humala

El gigante minero Xstrata mantendrá sus millonarias inversiones en Perú tras la elección de Ollanta Humala como presidente, aunque Southern Copper reevaluará sus planes y espera señales del nuevo Gobierno para desarrollar sus proyectos en el país.

Humala, un militar retirado que ganó la segunda vuelta más reñida de la historia peruana, inquietó a las mineras con la promesa de incrementar los impuestos al sector, pese a que prometió mantener las líneas económicas de uno de los países que más crece en el mundo e impulsar las inversiones privadas.

El presidente electo, que derrotó a la conservadora Keiko Fujimori, eliminó de su programa de Gobierno algunas de sus propuestas más radicales desde que perdió los comicios presidenciales del 2006 con una plataforma que incluía un tinte marcadamente nacionalista en sobre los recursos naturales.

"No tenemos previstos cambios en nuestros planes originales. Estamos optimistas que el nuevo Gobierno apuntará a proteger la reputación internacional del Perú como un destino estable para las grandes inversiones", dijo una portavoz de Xstrata a Reuters.

Xstrata tiene previsto desarrollar en Perú los grandes depósitos de cobre y oro Las Bambas y Antapaccay, que suman poco más de US$5.600 millones.

La minera local Buenaventura, la principal productora de metales preciosos de Perú, también afirmó que mantendrá "tal cual estaban" sus planes en el país rico en recursos naturales, entre los que figura el proyecto de cobre y oro Minas Conga de unos US$3.000 millones.

Pero algunas empresas se asustaron con el plan de Humala de imponer un impuesto a las sobreganancias para financiar priogramas contra la pobreza.

Southern Copper dijo que "reanalizará" sus planes por US$2.000 millones en el país a la espera de señales del nuevo Gobierno, con el que se compromete a trabajar "cercanamente".

"Esa es la palabra exacta, reanalizar de acuerdo a nuestra terminación de estudios de ingeniería y las condiciones que vayan a tenerse para poder pues ser viables esas inversiones", dijo su presidente ejecutivo, Oscar González, a Reuters.

Las acciones de las principales mineras que operan en Perú, como Buenaventura y Southern Copper, se hundieron cerca de un 14% y un 10% tras la consagración de Humala como presidente de Perú.

Gremio espera señales claras


El jefe de la cámara minera, Pedro Martínez, coincidió en que Humala debe enviar un mensaje claro de estabilidad jurídica y de respeto al marco legal en el sector que tiene inversiones previstas por US$42.000 millones en la próxima década.

"(Humala) debe de enviar un mensaje claro de estabilidad jurídica, respeto al marco legal, garantía de institucionalidad (...) es necesario ese mensaje y obviamente en el interín estaremos a la expectativa", dijo en una conversación telefónica con Reuters.

Humala consolidaba el martes su brecha frente a la conservadora Keiko Fujimori, tras la segunda ronda del domingo, la más reñida en la historia de Perú.

En Perú operan también operan otras gigantes mineras como la estadounidense Newmont y Barrick.

Los analistas del sector han afirmado que los proyectos mineros se mantendrían en marcha con el nuevo Gobierno, pese a la incertidumbre que genera el triunfo de Humala.

"Estas inversiones son de muy largo plazo, trascienden gobiernos, por eso vemos nosotros que los proyectos mineros van y se concretarán a pesar del ruido político en el país", dijo un analista económico de un importante banco local.

 

 

Reuters

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?