| 6/1/2012 3:00:00 PM

Los nuevos ricos de la economía mundial también sufren

Los países del llamado grupo BRICS, que incluye a Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica, son presentados como las potencias económicas del futuro, pero algunos también están sufriendo las consecuencias de la crisis global.

La economía india ha crecido a su ritmo más lento en casi nueve años, debido a los problemas económicos en el país y en el extranjero.

En los tres primeros meses de este año la producción económica - o Producto Interno Bruto - aumentó en un 5,3% en comparación con el mismo período del año pasado. Esto era mucho peor de lo esperado. En el último trimestre de 2011 el PIB creció un 6,1% y se esperaba un comportamiento similar en esta ocasión.

Estas últimas cifras que destacan la desaceleración de la economía de la India se conocieron el mismo día en que el país realizó una huelga nacional. Muchas tiendas cerraron y el transporte público se vio afectado por las protestas contra el elevado precio del petróleo.

El paro fue organizado por los partidos políticos de oposición y los sindicatos después de que las empresas estatales petroleras impusieron un fuerte aumento la semana pasada.




Otros factores


Pero, el alto costo del combustible es sólo uno de los problemas que enfrenta la tercera mayor economía de Asia. Los precios de los alimentos también están subiendo, y esto, combinado con el aumento del precio del combustible, ha ayudado a empujar la inflación a más del 7%.

Este fuerte incremento en el costo de vida se combina con una moneda débil. Desde el pasado mes de julio, el valor de la rupia se ha reducido en más del 27% contra el dólar de EE.UU., haciendo subir el precio de las importaciones y reduciendo la demanda de los consumidores en India.

Sin embargo, las presiones no terminan ahí. Al igual que otras economías emergentes, el crecimiento de India ha sido socavada por la crisis de la eurozona. Los consumidores de algunos de los principales mercados de productos indios están reduciendo su gasto - y eso ha tenido un efecto negativo en las exportaciones del sub-continente.

Mientras tanto, a la coalición de gobierno en India le está costando sacar adelante las tan necesarias reformas económicas.

Y, somo siempre, los menos favorecidos son los que están sufriendo como resultado de todo esto, en algunos casos, reduciendo el consumo de productos básicos tales como las hortalizas que se han vuelto más caras. Las clases medias-que representan alrededor de un quinto de la población - siguen siendo optimistas sobre las perspectivas de empleo y el crecimiento.

BRICS sufren

El crecimiento más lento en India se refleja en los otros países del llamado grupo BRICS - economías emergentes que han continuado su expansión, mientras que muchos otros países, más desarrollados y más ricos, están en recesión.

Brasil, Rusia, China y Sudáfrica también han informado recientemente de un crecimiento más lento. Aunque ninguno de los BRICS dependen, como solían de las ventas a las naciones industriales, han sufrido los efectos de los problemas económicos en Europa y Estados Unidos.

Y una desaceleración es un problema potencial debido a que las grandes economías emergentes tienen poblaciones grandes y en crecimiento. Eso significa que para aliviar la pobreza y ayudar a mejorar los niveles necesitan continuar expandiéndose lo más que puedan.

Sin embargo, el grupo BRICS representa más del 40% de la población mundial y alrededor de una cuarta parte de la actividad económica mundial. Y con un crecimiento que oscila entre poco más del 8% en China en los primeros tres meses de este año y el 2,7% en Sudáfrica, están disfrutando del tipo de crecimiento con el que muchos países europeos estarían más que felices de tener en este momento.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?