| 10/26/2014 12:00:00 PM

Las mejores excusas para faltar al trabajo

No todo el mundo tiene la astucia y la capacidad de tomarse un día para quedarse en la cama sin que lo descubran.

;
BBC
Conseguir faltar al trabajo con alguna excusa se ha convertido en un arte para algunos empleados ingeniosos.

Es caso del directivo que le contó a la página web de empleos CareerBuilder que uno de sus empleados llamó para decir que no podía ir a trabajar porque su "uniforme había ardido tras ponerlo a secar en el microondas".

En el ultimo año, el 28% de los trabajadores estadounidenses faltaron al trabajo por enfermedad aunque no les pasaba nada, según una encuesta realizada para CareerBuilder.

La encuesta, publicada el 23 de octubre, se realizó entre más de 3.000 trabajadores, 2.200 directivos encargados de contrataciones y profesionales de recursos humanos.

Las razones para faltar fueron variadas: el 30% dijo que, simplemente, no tenía ganas de ir a trabajar; el 29% quería un día para relajarse y el 19% necesitaba recuperar horas de sueño atrasadas.

Pero lo más revelador fueron las extravagantes excusas que mencionaron.

Uno de ellos dijo que se había "levantado de buen humor y no quería arruinarlo", mientras que otro alegó que había tenido "suerte" la noche anterior y "no sabía dónde estaba".

Recurrimos a la página de preguntas y respuestas Quora en busca de las mejores excusas para tomarse un día libre.

Una palabra de advertencia: no tomes ideas de este artículo. Tu jefe puede estar leyéndolo también.

Lea: Las frases más extrañas usadas en despidos laborales

Es imporante tener en cuenta también que, según el estudio de CareerBuilder, cerca del 31% de los jefes investigaron si el trabajador decía la verdad tras llamar para decir que estaba enfermo y el 18% afirmó haber despedido a alguien por inventarse que una excusa como esa.

Pero hay quien se pone aún más creativo.
Confusión de nombres

Una mujer consiguió faltar a un encuentro del departamento de su empresa que empezaba a las 8 de la mañana de un sábado.

"Evidentemente, no quería ir, pero era obligatorio. Cuando llegó el sábado por la mañana me apetecía todavía menos, porque la noche anterior me había ido a dormir muy tarde después de estar de fiesta", escribió.

"Luego pensé: la excusa mágica. Hay dos hoteles con nombres parecidos en el centro de San Francisco: el Sir Francis Drake y el St Francis. Y mi jefe, que no pone mucha atención en los detalles, se los había confundido un par de veces al hablar del evento".

La mujer ejecutó el plan. "Volví a la cama, y el lunes dije muy seriamente que había ido al St Francis y allí nadie sabía nada de una sala reservada para mi empresa. ¡Se lo creyeron totalmente!".
Excusas para remilgados

Una mujer explicó que siempre utiliza la excusa de que le ha sentado mal la comida.

"Es algo que pasa en un día y no necesita que un médico te haga un diagnóstico", dijo. Para los jefes varones "simplemente menciona ovario o útero y ya tienes vía libre".

Otro usuario sugirió que la mejor excusa si pides un día libre para dentro de un par de semanas y no te lo dan, es "decir que tienes cita para una colonoscopia".
Manifiesto de la Madre Naturaleza

Otra usuaria afirmó que su excusa favorita, bastante exótica, es "el tifón me rompió todas las ventanas y necesito repararlas".

En otro comentario, un usuario daba un consejo: "Simular que alguien de tu familia ha muerto es una mala idea". Solo puedes utilizar esta excusa un número limitado de veces hasta que te quedas sin "familiares".

"Es mucho más fácil simular que estás enfermo que pretender que estás afectado por una muerte en la familia", escribió el usuario.

Además, "los obituarios casi siempre se cuelgan en Internet estos días. Si tu jefe hace un poco de investigación, puede darse cuenta fácilmente de la mentira".
Excusa honesta

Algunos lectores creen que la sinceridad es la mejor política. Una de ellas recomendó "evitar las excusas". Dijo: "Si sientes la necesidad de mentir, no lo hagas. Di, simplemente, que necesitas un día libre o que te lo tomas por razones personales". (Aunque sea para una entrevista o por tu salud mental).

"Di que ha surgido algo personal, que lo sientes, que no puedes hablar sobre ello y que mañana estarás de vuelta", sugirió. "Y pide disculpas a las personas que más va a perjudicar tu ausencia", concluyó.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?